Matan a balazos a dos policías de Fuerza Tamaulipas

Los elementos caídos se dirigían con otro compañero de compras a Laredo, Texas cuando fueron agredidos con arma de fuego desde dos camionetas.
La camioneta en que viajaban los policías.
La camioneta en que viajaban los policías. (Milenio Digital)

Nuevo Laredo

Dos elementos de la Fuerza Tamaulipas murieron y uno más resultó herido de bala, al ser atacados por sujetos desconocidos, cuando se dirigían hacia Laredo, Texas, a realizar compras y traían consigo más de 50 mil pesos y 6 mil dólares.

Las dos víctimas fatales y el sobreviviente, pertenecieron a la escolta del extinto general Ricardo César Niño Villarreal, victimado hace un año en Nuevo León y a quien le encontraron en su poder 240 mil pesos y una valiosa esclava de oro.

Tan sólo uno de los elementos traía en su poder 51 mil pesos, 5 mil dólares y tres teléfonos celulares, dos de ellos BlackBerry; la otra víctima traía en su poder mil 900 dólares.

Los fallecidos son; Francisco Mao Briseño Quintanilla, de 33 años, originario de Matamoros y Jorge Iván Castillo Gómez, de 29, oriundo de Reynosa.

El único sobreviviente, Omar Abdiel Carcano Hernández, señaló que junto a sus dos compañeros se dirigían hacia Laredo, Texas, aprovechando que era su día de descanso, aunque no pudo explicar la procedencia de la fuerte suma de dinero.

Los tres elementos de la Fuerza Tamaulipas de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, tripulaban una camioneta Ford Expedition de reciente modelo, placas del estado de Tamaulipas.

Los efectivos, viajaban por el bulevar Luis Donaldo Colosio Murrieta, cuando a la altura de la calle Madero, fueron atacados a balazos por sujetos desconocidos, que les dispararon desde dos vehículos de los que Omar Abdiel no pudo precisar las características.

"Oí los disparos y alcance a ver que los balazos le daban a mi compañero que iba manejando, el cual pierde el control, chocando contra la malla de unos terrenos junto al Colosio", señaló Carcano Hernández.

El copiloto logró abrir la puerta, pero apenas salió de la camioneta, recibió varios impactos que le causaron la muerte, mientras que Omar, que iba en la parte trasera, logro escapar, corriendo por entre el monte, hasta que cae a un barranco de tres metros, donde resultó herido en la caída. No recibió ningún balazo.

El sobreviviente no fue presentado a declarar ante el Ministerio Público del Estado, porque fue concentrado a ciudad Victoria, en el complejo de la Secretaría de Seguridad Pública Estatal, para evitar que sea interrogado por el representante social en torno a la legal procedencia de la fuerte suma de dinero.