Asociaciones de seguridad privada aplauden a Mando Único

El presidente de la asociación de empresas de rastreo, Mario Espinosa, dijo que la propuesta del Presidente significa una alternativa de solución favorable para combatir los delitos.

Ciudad de México

El presidente de la Asociación Nacional de Empresas de Rastreo y Protección Vehicular (Anerpv), Mario Espinosa Boulogne, celebró la decisión del Ejecutivo federal, de proponer la figura del Mando Único a nivel nacional, lo que significa una alternativa de solución favorable para combatir los delitos.

En entrevista durante la presentación de estadísticas referentes al robo a transporte, el representante de las empresas de rastreo de vehículos felicitó la decisión del presidente de crear la policía única y confió en que su operación inicie lo más pronto posible.

Lo anterior, dijo, "porque la verdad muchas veces tenemos que recurrir a las policías municipales de lugares recónditos del país donde no podíamos tener de alguna manera respuesta efectiva a los casos".

Destacó que se ha reconocido que ya hay focos rojos en algunos lugares, por lo que el lugar donde comience el Mando Único será una decisión operativa y muy importante, "pero hay que llevarlo a cabo, creo que es un trabajo arduo, no es sencillo, hay lugares donde la Policía Federal no llega".

Como parte del reporte que presentó este día la Anerpv, dijo en el tema de la inseguridad en las carreteras, hay bandas identificadas en todo el país muy recalcitrantes, sobre todo al sur-sureste.

Ahí, expuso, "hemos tenido problemas con bandas que se dedican a muchas cosas, desde el tráfico de drogas y cuando no hay tráfico de drogas se dedican a lo que caiga, igual secuestran que roban, asaltan o se llevan vehículos para luego usarlos para otros fines".

Agregó que según las estadísticas presentadas, delitos del fuero común y federal, han aumentado en algunos lugares pero en el municipio de Ecatepec, Estado de México, "los delitos han subido estratosféricamente llevándose el primer lugar nacional" y en el Estado de México han crecido y ya se tiene un porcentaje peligroso.