Liberan a empleados de Pemex

La defensa logró probar que la falta de documentos fue un problema administrativo y no un delito como se les acusaba, además la retención no fue legal.
Liberan a choferes de pemex acusados de trafico de hirdrocarburo.
Liberan a choferes de pemex acusados de trafico de hirdrocarburo. (Nacho Reyes)

Guadalajara

Los 21 empleados de Petróleos Mexicanos (Pemex) que fueron retenidos el pasado 19 de julio ya recobraron su libertad, luego de que el juez decretara que no había elementos suficientes en su contra para ser juzgados por su presunta participación en el robo de combustible como habían sido acusados por el personal de Seguridad Física.

La noche de ayer, José Luis Guízar Abarca, quien encabeza la defensa de los trabajadores de la paraestatal, informó que los 19 choferes y dos empleados de confianza que estaban recluidos en el Centro Penitenciario de Puente Grande ya regresaron con sus familiares, pues se logró demostrar que no tenían responsabilidad en los hechos por los que se les imputaba.

El abogado señaló que tras la retención y posterior consignación, se solicitó una ampliación de 144 horas al término que contempla la ley, esto con la finalidad de recabar las pruebas suficientes que acreditaran su inocencia.

“Nosotros, al llegar al juzgado, el término constitucional de 72 horas lo ampliamos a 144 horas para estar en la posibilidad de aportar todas las pruebas de inocencia para los 19 detenidos, entre ellos aportamos que fueron detenidos dentro de Pemex, donde no se necesita ningún documento para circular y la policía interna, como son de México, pensó que como estaban dentro de la barda de Pemex ya estaban en vía libre, entonces nosotros acreditamos que estaban dentro de las instalaciones”, explicó el litigante.

Uno de los argumentos del personal de Seguridad Física de Pemex para retener a los trabajadores es que estos no habían presentado las facturas para poder salir del patio de maniobras y hacer el reparto, sin embargo, la defensa comprobó que mientras estuvieran en las instalaciones de la paraestatal no eran necesarios dichos documentos, por lo que todo quedó reducido a un simple problema administrativo.

“El problema de la documentación que ellos [Seguridad Física] argumentan es un problema de Pemex, del manejo administrativo, no a un problema jurídico”, detalló Guízar Abarca, quien agregó que la Procuraduría General de la República dejó abierta la investigación ante la presunción de otros involucrados.

El abogado aseguró que para cubrir el posible desabasto de gasolina en la zona metropolitana, los choferes sindicalizados de Pemex exigen que se les den garantías para no ser detenidos como en este caso, en el que no se logró acreditar la presunta responsabilidad de los señalados en el delito de tráfico y sustracción de combustible.

“Nosotros tenemos la intención que, cuando tengamos la garantía de Pemex y de los policías de Pemex, de no detener a los choferes y que estos van a andar con la documentación necesaria para no ser detenidos, de inmediato mis clientes empiezan a trabajar para cubrir el desabasto”, finalizó.

CRONOLOGÍA

Los hechos

19 de julio

21 empleados de Petróleos Mexicanos son detenidos por el personal de Seguridad Física ante la presunción de su participación en el tráfico de combustible

22 de julio

Se informa que los 19 choferes y dos empleados de confianza fueron consignados al Juzgado Primero de Distrito en Materia Penal por el delito de asociación delictuosa y extracción de hidrocarburo

Ese mismo día, familiares de los empleados realizan una protesta en las instalaciones de la planta de distribución El Castillo, ubicada en El Salto, para exigir su liberación