Investigan caso de niña que asegura haber matado a sus hermanitos

Con tan solo 11 años de edad, Fernanda fue llevada al Hospital Civil de Madero luego de haber consumido gran cantidad de medicamentos para quitarse la vida.
El Hospital Civil de Madero, será desocupado.
Hospital Civil de Ciudad Madero. (Noel Vergara)

Ciudad Madero

La Procuraduría General de Justicia y el sistema DIF de Ciudad Madero, investigan el caso a una menor de 11 años quien asegura haber matado a sus dos hermanitos, al escuchar voces que le ordenaban que actuara en contra de ellos.

Según la carpeta judicial que quedó asentada en la Averiguación Previa 189/2015, refiera que la menor "Fernanda" de 11 años de edad, habría intentado acabar con su existencia, supuestamente para reunirse con sus hermanitos de 3 años y otro de 9 meses de nacido.

Según el reporte del área de trabajo social del Hospital Civil de Ciudad Madero, la menor ingresó a este nosocomio el pasado 10 de agosto, al consumir una gran cantidad de medicamento para acabar con su existencia, notificando los hechos a la Procuraduría General de Justicia en la zona.

El Ministerio Público Investigador acudió a tomar conocimiento de los hechos, luego de estabilizar la salud de la menor, quien mencionó a las autoridades, había intentado matarse para reunirse con sus hermanitos a quien supuestamente había matado semanas antes.

Las averiguaciones de las autoridades determinaron que el pasado 19 de julio a este centro hospitalario llegó sin vida la menor Camila , de 9 meses, tomando conocimiento del deceso de la bebé la agencia segunda del Ministerio Público Investigador, cuya fiscal Rosalba Hernández Gutiérrez, mencionó que las causas habían sido por un mal congénito.

Una semana después la tragedia volvió a caer en el matrimonio conformado por la señora Fabiola y José Luis, al fallecer otro de sus hijos de nombre Fabián, quien llego al hospital Civil, inconsciente y horas después falleció.

Otro de los hijos de esta pareja, de nombre Merely, de 9 años, entró en una aguda crisis de nervios, al grado de ser necesario trasladarla al mismo hospital para que fuera atendida, ahí la pequeñita pidió a gritos que no la dejara que la tocara su hermana "Fernanda" ya que aseguraba que era mala.

Ante esta situación las autoridades se entrevistaron con los padres de los menores, quienes confirmaron lo que había dicho la pequeñita de 11 años de edad, ya que la habían sorprendido hablando sola, mencionando ella que platicaba con el diablo o con sombras del más allá.

Al platicar las autoridades con la menor de 11 años, ella relató que a la bebé de 9 meses le tapó la boca y nariz, con sus manos, mientras que al otro niño lo asfixió con una almohada, por instrucciones de voces que le ordenaban acabar con la existencia de sus hermanitos.

Para evitar más desgracias en esta familia el sistema DIF solicitó la custodia de la menor Marely, en tanto se desarrollan las investigaciones.