Procuraduría militar impugna indulto a soldados en caso Tlatlaya

El asesor de la defensa de los acusados, Juan Velásquez, informó que no es definitiva la sentencia que se dictó a seis elementos porque está sujeta a revisión por el Supremo Tribunal del Ejército.
Sobre al caso Tlatlaya, se han registrado a 93 víctimas directas e indirectas, explica.
La bodega donde ocurrieron los hechos. (AFP)

México

La Procuraduría General de Justicia Militar se inconformó con la absolución de seis de los siete militares involucrados en el caso Tlatlaya y apeló el fallo, por lo que la exoneración no es definitiva.

Esto lo informó después de que el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez (Centro Prodh) dio a conocer que el 14 de octubre de 2015 se dictó sentencia absolutoria por el delito de infracciones de deberes militares a seis de los siete militares que participaron en la masacre.

El organismo señaló que el séptimo de los acusados fue condenado solamente a un año de prisión por el delito de desobediencia, mismo que ya compurgó al momento que se dictó la sentencia.

Además alertó que existía un "riesgo muy grande" de que influyera en el resultado del juicio civil federal de los tres militares acusados de homicidio, y que aún queda pendiente.

El Supremo Tribunal Militar analiza el recurso que presentó el Ministerio Público para intentar revocar la libertad que otorgó el Juzgado Sexto del fuero castrense, dijo a MILENIO el penalista Juan Velásquez, asesor de la defensa de los acusados.

En entrevista, sostuvo que impunidad es lo que menos hay en el Ejército (95 por ciento de los casos de delitos tiene sentencia condenatoria), a diferencia de la justicia civil donde sí existe y es de 99 por ciento.

Indicó que actualmente tres de los militares siguen encarcelados en el Campo Militar número Uno; enfrentan juicio en fuero civil por homicidio y otros delitos ante el juzgado cuarto de distrito con sede en el Estado de México.

Aunque algunas diligencias se han llevado a cabo vía exhorto a través del juzgado decimocuarto de distrito de la Ciudad de México.

Otros cinco fueron absueltos en definitiva por la justicia federal al no hallarse pruebas en su contra por homicidio; en su momento, la Procuraduría General de la República (PGR) presentó la apelación, pero un tribunal unitario confirmó esa libertad.

Reproche

Velásquez reiteró que es falso que haya impunidad en la justicia militar y cuestionó que el Centro Prodh pretenda hacer un escándalo con el tema de la absolución de militares, no solo porque esta ocurrió hace más de cinco meses, sino porque ni siquiera es definitiva.

Manifestó que es curioso que se hayan realizado reformas para que sean los civiles quienes enjuicien a los militares, y que esos mismos civiles hayan absuelto a cinco de los ocho elementos del Ejército consignados en un primer momento por el caso Tlatlaya.

"A siete se les inició juicio (otro más fue liberado casi al principio del proceso) acusados por la procuraduría de Justicia Militar por delitos contra el Código de Justicia Militar, que son de infracción de deberes militares.

"Después de un juicio a seis se les absolvió, pero en octubre de 2015, no es algo nuevo, y a uno se le condenó por desobediencia a un año de prisión, pero como ya tenía más de ese tiempo preso, su condena se dio por compurgada", puntualizó.

El penalista afirmó que la procuraduría interpuso la apelación y este recurso todavía no ha sido resuelto por el Supremo Tribunal Militar.

"Entonces esa libertad que tanto escandalizó a esa organización ni siquiera es definitiva, porque todavía está sujeta a la revisión y a la decisión del Supremo Tribunal.

"Me parece que con este escándalo esta organización lo único que está pretendiendo es confundir a la opinión pública haciendo aparecer una supuesta impunidad de los militares, cuando la mejor muestra de que no hay impunidad es el hecho de que la propia Secretaría de la Defensa Nacional hace poco tiempo puso a disposición de autoridades civiles a unos militares acusados de un homicidio en Tierra Blanca, Veracruz.

"En ese caso los parientes presentaron la denuncia, la Procuraduría de Justicia Militar investigó y en 24 horas encontró, detuvo y consignó ante la justicia a los responsables.

"Y mientras tanto ¿qué ha pasado con los demás casos en Veracruz de desaparecidos? Lo irónico es que nosotros los civiles pretendemos enjuiciar a los militares con nuestro 99 por ciento de impunidad, mientras que en la justicia militar la impunidad es de cinco por ciento".

Indicó que se intenta desorientar a la opinión pública con la afirmación de una impunidad que no existe. "¿Por qué la justicia civil liberó a esos cinco militares? Porque no había pruebas en su contra y porque sí había pruebas por lo menos para enjuiciar a otros tres que actualmente siguen presos".

"A veces escuchamos, 'es que las autoridades están coludidas con el Ejército'. Yo preguntaría si un juez penal del fuero civil habría absuelto, bueno la PGR habría apelado esa liberación de los cinco militares por parte del tribunal del fuero civil. ¿La Procuraduría de Justicia Militar habría apelado esta absolución de los seis por parte de la justicia militar? No habrían apelado".