IP pide no abrir a civiles los cuarteles del Ejército

Los militares deben seguir en las calles, por lo que es necesaria una ley que dé certidumbre a sus acciones contra el crimen, afirman.
Salvador Cienfuegos, Gerardo Gutiérrez Candiani y Vidal Soberón.
Salvador Cienfuegos, Gerardo Gutiérrez Candiani y Vidal Soberón. (Jorge Carballo)

México

Enrique Solana, presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur), puntualizó que no se debe permitir el acceso a civiles a cuarteles militares, como lo han solicitado papás de los 43 estudiantes de la normal de Ayotzinapa.

Advirtió que permitir el acceso a civiles sería vulnerar el último bastión de seguridad de la nación. “Es meterse a las entrañas de la sociedad mexicana y a la parte más íntima de nuestro país. Dijimos que no aceptamos que se abran los cuarteles a quien no sea del Ejército”, subrayó.

Luego de la firma de un anexo al acuerdo suscrito en 2013 por el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) con las secretarías de Marina y la Defensa Nacional, el dirigente de la Concanaco-Servytur agregó:

“Si abrimos el último bastión de defensa de este país, ¿qué va pasar? Tengo mucha pena con lo que pasó, pero no vamos abrir todos los cuarteles del país porque quieren ver si están ahí los muchachos”.

Asimismo, indicó que a escala nacional los índices de delincuencia han ido a la baja, pero se observa que en algunas entidades todavía tienen problema.

Ejemplificó que en Tamaulipas se había registrado un avance, pero que en últimas fechas la violencia se ha revertido y han aparecido extorsiones a comerciantes.

Gerardo Gutiérrez Candiani, presidente del Consejo Coordinador Empresarial, hizo un reconocimiento a las fuerzas armadas, al señalar que han sido decisivas en la lucha contra el crimen organizado e hizo un llamado al Congreso de la Unión para dotar de un marco jurídico que dé certidumbre a las acciones que realizan.

“Hoy hubo pronunciamientos de la barra de abogados de apoyarlos, sobre todo en que tengamos una ley que les dé certidumbre jurídica, porque hoy están totalmente desprotegidas haciendo funciones policiacas”, afirmó.

Además, dijo, contribuirán con recursos materiales para que los integrantes del Ejército, de la Marina y de la Fuerza Aérea mejoren sus condiciones de vida, al otorgarles vivienda y espacios para su resguardo, cuando se encuentren en trabajo de campo.

Destacó que no solo se deben respetar los derechos humanos de los delincuentes, pues “muchas veces pareciera que se les está defendiendo y a la gente que trabaja día a día, que se esfuerza y además es víctima, de ella se tienen muy pocos mensajes a favor”.

Consideró que urge un “esfuerzo igual de importante de los tres Poderes de la Unión y los tres órdenes de gobierno, porque el país ya no da para que haya gobernadores omisos y presidentes que no cumplan con la obligación”.

Respecto a las declaraciones del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio, en el sentido de que la seguridad en México está en su mejor nivel de los 10 años recientes, ambos líderes opinaron que se han logrado avances, pero faltan muchas cosas por hacer en la lucha contra el crimen organizado, la impunidad y en materia de estado de derecho.

Señalaron que aún existen “puntos rojos” que se deben atender ante la ineficiencia de autoridades y policías locales mal preparados, por lo que subrayaron que el Ejército  debe permanecer en las calles.

“Todavía hay muchos temas por avanzar, como combate a secuestros y extorsiones. Hay todavía estados en México donde la situación es muy complicada”, subrayó Gutiérrez Candiani.

Un motivo de preocupación para los empresarios, es la situación en Morelos, donde dijeron que la vida de presidentes de las Cámaras de Comercio está en peligro ante actos de grupos delincuenciales.