Hombre golpea a su pareja en motel

Las trabajadoras escucharon gritos y avisaron a las autoridades esta madrugada en Torreón. Al llegar encontraron a uno bañado en sangre en la cama, mientras el otro quedó detenido.
La discusión se dio a las 2:00 de la mañana.
La discusión se dio a las 2:00 de la mañana. (Milenio Digital)

Torreón, Coahuila

Un joven fue encontrado completamente golpeado y bañado en sangre en el cuarto de un motel, ya que fue atacado al parecer por su pareja sentimental quien fue detenido por elementos de la Policía Municipal al ser sorprendido.

Las recamareras del “Motel El 21” ubicado en la calle Escobedo y calle La Opinión (21), escucharon gritos y pidieron ayuda.

Fue a las 2:00 de la mañana de este sábado cuando se reportaron los hechos al Sistema Estatal de Emergencias y de inmediato acudieron los elementos municipales para revisar la situación.

Los elementos de la Policía Municipal, suponen que después de una buena fiesta, salieron de pleito y terminaron en golpes.

Al llegar fueron recibidos por las encargadas del lugar quienes manifestaron que escuchaban gritos y golpes en una de las habitaciones.

Los oficiales se dirigieron al cuarto y al entrar encontraron a un hombre robusto de aproximadamente 1.70 metros de altura golpeando a otro joven delgado de aproximadamente la misma estatura, por lo que procedieron a su detención para quitarlo de encima de la víctima.

El detenido no quiso proporcionar sus datos a los elementos de la Policía Municipal.

El lesionado quien sólo recordaba los apellidos de Herrera Salazar, fue llevado por paramédicos de Cruz Roja a recibir atención médica al hospital de la institución.

El joven se encontraba semi desnudo en el cuarto del motel, donde según las trabajadoras, al parecer ingresaron en un taxi del cual no recuerdan las características. Después bajaron del vehículo y pagaron la habitación para ingresar, según las empleadas, los sujetos ya tenían alrededor de dos horas ahí dentro.

En el cuarto se encontraron varios botes de cerveza ya vacíos, en el piso estaba la ropa de uno de ellos tirada, mojada y además se encontraron preservativos usados.

Los elementos de la Policía Municipal, suponen que después de una buena fiesta, salieron de pleito y terminaron en golpes.

El cuarto además estaba lleno de sangre desde el baño hasta donde se encuentra la cama.