Avalan escuelas de tiempo completo y prohíben cuotas

El Congreso local aprobó la nueva Ley de Educación, solamente con el voto en abstención del diputado perredista Eduardo Arguijo, quien argumentó que no es una reforma educativa sino administrativa.

Monterrey

Diputados locales aprobaron por mayoría la nueva Ley de Educación del Estado, en la que se establecen temas como las escuelas de tiempo completo y la prohibición de las cuotas escolares.

Durante la sesión ordinaria de este miércoles, y en el límite del plazo establecido por el Congreso de la Unión para homologar las leyes estatales a la Reforma Educativa, la Comisión de Hacienda del Estado presentó el dictamen correspondiente a la Ley de Educación presentada por el gobernador del Estado, Rodrigo Medina.

Se trata de reformas a 52 artículos de la actual ley de Educación del Estado, que tiene como principales modificaciones el establecer las Escuelas de Tiempo Completo y la prohibición de las cuotas escolares.

"Esto recoge las partes sustantivas de las reformas a la Ley General de Educación, mismas que por disposición constitucional las legislaturas debemos homologar", explicó la presidenta de la Comisión de Educación, María Dolores Leal.

Las reformas establecen la Evaluación y el Servicio Profesional Docente, el cual permitirá a la autoridad educativa estatal la planeación, operación y evaluación de los servicios educativos.

Además, las reformas incluyen 13 artículos transitorios, donde se contempla que el personal docente que no alcance un resultado suficiente en la tercera evaluación al que se refiere el artículo 53 de la Ley General del Servicio Profesional Docente, será re adscrito para continuar en otras tareas dentro de dicho servicio educativo.

También incluyen la obligatoriedad de la Educación Media Superior, las escuelas de tiempo completo y la prohibición de cuotas escolares, y que éstas no sean una condicionante para la entrega de documentos a alumnos por parte de los planteles educativos.

El dictamen fue aprobado por la mayoría de los diputados locales sólo con el voto en abstención del líder de la bancada del PRD, Eduardo Arguijo Baldenegro, quien se justificó al señalar que no se trata de una reforma educativa, sino sólo una administrativa, "para quedar bien con los sindicatos que siempre han estado dirigido por ratas", aseveró.