“Exijo un derecho, no que los diputados me hagan un favor”

Tras obtener un amparo federal, espera que el Congreso local emita un dictamen para que vuelva a su puesto como alcalde.
El ex munícipe en una visita que realizó a la PGR.
El ex munícipe en una visita que realizó a la PGR. (Cuartoscuro/Archivo)

México

Guillermo Valencia Reyes, ex alcalde de Tepalcatepec, Michoacán, podría regresar a su cargo el 7 de enero, tras haber obtenido el pasado 19 de diciembre un amparo federal que protege sus derechos político electorales.

El documento, emitido por el juzgado noveno del Poder Judicial de la Federación con sede en Morelia, señala que el Congreso local debe responder a esta notificación antes del próximo miércoles.

“Los diputados tendrían que emitir, a través de la Comisión de Gobernación, un dictamen con el que dejan sin efectos el dictamen anterior en el que me destituyeron para nombrar a un alcalde provisional (Sergio Rodríguez).

“Si lo hacen, yo recuperaría mis derechos políticos porque no tienen facultades legales para nombrar a un sustituto porque esa figura no existe en la Constitución. Si el Congreso no responde a este amparo, caería en desacato y puedo iniciar entonces un juicio de desafuero contra ellos”, explicó Valencia en entrevista telefónica con MILENIO.

Agregó también que, en cuanto el Poder legislativo local responda, él retomará inmediatamente su cargo como presidente municipal, por lo que pedirá al gobierno del estado cumplir con las medidas precautorias que emitió a su favor la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, a fin de garantizar su  seguridad.

Valencia fue relevado de su cargo en marzo pasado y éste concluye en septiembre próximo.

“No es un tema de regresar o no a gobernar Tepalcatepec, es un tema de dignidad. Estoy exigiendo un derecho, no que los diputados me hagan un favor, pues deben cumplir la ley, aunque están apostando al desgaste para dejar pasar los meses y que fenezca el plazo legal para el cual fui electo. Y así sea regresar para gobernar por un día. Voy a recurrir a la última instancia jurídica y legal”, adelantó.

El problema en Tepalcatepec, consideró, es político, pues acusó que detrás de la familia Farías (quien denunció sus presuntos vínculos con el narcotráfico) hay un funcionario federal priista (cuyo nombre se reservó) interesado en obtener la candidatura al gobierno de Michoacán para las próximas elecciones del 7 de junio.

“El problema conmigo no es delictivo ni de incapacidad para gobernar. El conflicto es político, pues desafortunadamente al interior del PRI hay un grupo poderoso que está aprovechándose del gobierno federal para desempeñar mi cargo en este momento.

“Las acusaciones en mi contra  fueron chismes, calumnias de los hermanos Farías y después de la señora Luisa María Calderón. Me presenté en dos ocasiones en la PGR y una en la SEIDO, se me investigó por todos lados y creo que es justo que se me reconozca el mandato que tengo”, dijo.

Valencia Reyes dijo no tener temor de que a futuro pudiera difundirse algún video en el que aparezca junto a Servando Gómez  Martínez, La Tuta. “Si supiera que hay esa posibilidad, no pediría que se me restituyera en el cargo”.

Sobre su ausencia comentó que durante cuatro meses se exilió en Estados Unidos y que desde hace un par de meses vive en el DF.

De regresar a la alcaldía lo primero que haría, indicó, es impulsar la economía del municipio con ferias gastronómicas, como la del “queso chavindeca y mitote”, misma que fue cancelada ante el surgimiento de las autodefensas. “Y volvería a recortar de nuevo los sueldos de los funcionarios públicos en 30 por ciento, pues aunque ya lo había hecho, el alcalde suplente los incrementó de nuevo”.