Escapa sujeto que atacó a bebé con una navaja

La menor de edad dejó encargado a su hijo con el padre, quien ya no era su pareja y dijo que se lo habían robado.
Escapa sujeto que atacó a bebé con una navaja.
Escapa sujeto que atacó a bebé con una navaja. (Moisés Butze)

Ayer cumplió una semana internado. Su condición es grave pero estable, aseguran autoridades capitalinas sobre Carlos Gabriel, el niño de 2 años 11 meses que fue encontrado a un costado de la carretera México-Pachuca con más de 100 cortes hechos con una navaja y repartidos en todo el cuerpo.

También se le atendió una mordida humana que tenía en una pierna, afirman en el hospital pediátrico de Moctezuma, donde fue llevado la noche del pasado sábado tras ser hallado por gente que pasaba por el acotamiento de la autopista.

Estaba semidesnudo, inconsciente y ensangrentado, a decir de los propios habitantes de esta zona limítrofe entre el Estado de México y el Distrito Federal. Éstos también recuerdan que su primera impresión, al encontrarlo así, fue que estaba muerto; aun así llamaron a los servicios de emergencia.

De acuerdo con las indagatorias, la madre de Carlos Gabriel se llama Monserrat, es menor de edad y tiene 17 años. Seis antes fue víctima de una agresión sexual, el perpetrador fue la pareja de su madre identificada por las autoridades capitalinas como Gabriel Reynel Marín, de 64 años.

A los 14 resultó embarazada. Su madre la abandonó con Reynel Marín, quien reside en el municipio mexiquense de Ecatepec. Éste aseguró en sus declaraciones, en la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, que las relaciones sexuales con la adolescente eran de común acuerdo.

De acuerdo con las pesquisas, Monserrat dejó encargado a Carlos Gabriel con Reynel Marín el viernes pasado por la noche en la fábrica donde el hombre de 64 años trabaja como velador.

La mujer de 17 años explicó que iba a salir, pero no regresó a su casa el sábado y fue hasta el domingo por la mañana cuando se enteró de que su hijo había desaparecido. Reynel Marín primero le dijo que se lo habían robado y después su versión fue que se le había perdido.

Por lo que Monserrat, junto con su actual pareja, Carlos Campos, de 25 años, lo comenzó a buscar hasta encontrarlo internado en el hospital Pediátrico de Moctezuma.

En primera instancia, el caso fue atraído por la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal; sin embargo, fue tomado el caso por la Procuraduría de Justicia del Estado de México, porque Carlos Gabriel fue localizado en Tlalnepantla y sus familiares trabajan en dicho municipio, además de que viven en Ecatepec.

En un recorrido por la zona, los habitantes aseguraron que no conocían al niño o al padre.

En la fábrica donde labora el implicado afirmaron que desde el día de los hechos Reynel Marín no ha regresado a trabajar.