Fuerzas estatales asumen seguridad en Pueblo Nuevo, Chiapas

Policías estatales, agentes de la PGJ del estado y militares fueron desplegados en ese municipio luego de la detención del ahora ex alcalde perredista Enoc Díaz Pérez, detenido este jueves.

Chiapas

Policías estatales, agentes ministeriales y militares asumieron la seguridad en Pueblo Nuevo Solistahuacán, Chiapas, tras la detención del ex alcalde perredista Enoc Díaz Pérez.

En ese municipio fueron desplegados 500 policías estatales, 100 agentes de la PGJ del estado y 100 soldados, quienes iniciaron desde esta mañana un operativo para acceder al sitio.

Los elementos federales y estatales liberaron vías de comunicación, bloqueadas por siete árboles que fueron derribados por allegados a Díaz Pérez, desde el kilómetro 168 al 174, en el tramo carretero Jitotol-Pueblo Nuevo Solistahuacán.

"En este sentido, se establecerán bases de operaciones mixtas fijas y semifijas, tanto en la entrada y salida del municipio, como en lugares estratégicos, donde además se realizarán patrullajes y vigilancia por tierra de 24 horas", explicó la Secretaría de Gobierno del estado.

Quitan el fuero a alcalde

A unas horas de haber sido detenido, Enoc Díaz Pérez, alcalde de Pueblo Nuevo Solistahuacán, Chiapas, fue desaforado del cargo para ser investigado por los delitos de tortura, privación ilegal de la libertad, abuso de autoridad y asociación delictuosa.

Díaz Pérez, quien fue electo presidente municipal bajo la coalición PRD-PT-Movimiento Ciudadano, fue detenido este jueves junto con sus guardaespaldas por elementos de la Procuraduría General de Justicia del estado, luego de la denuncia de dos empresarios.

El caso fue tomado por la Procuraduría de Justicia del Chiapas, que inició la averiguación previa 4/NO69/2015 debido a las evidencias.

El presidente de la Mesa Directiva del Congreso local, Jorge Enrique Hernández Bielma, precisó que tras la solicitud de desafuero efectuada por la procuraduría estatal, el primer regidor de Pueblo Nuevo, Dionisio Díaz López, fue designado el encargado de despacho en tanto el cabildo nombra al sustituto permanente.

Hernández Bielma lanzó una advertencia a los alcaldes chiapanecos en el sentido de que "nadie se encuentra por encima de la ley", aunque se cuente con el fuero que les da el cargo. Agregó que el Congreso actuó rápidamente pues es prioritaria la seguridad de la población.