Encuentran a encajuelado en entrada de un jardín de niños

Los agentes tardaron nueve horas en abrir el auto y confirmar el hallazgo del cuerpo.
Los hechos sucedieron en una escuela de la colonia Las Brisas.
Los hechos sucedieron en una escuela de la colonia Las Brisas. (Marco Zamora)

Monterrey

El aroma fétido que salía de la cajuela de un coche estacionado a las puertas de un jardín de niños alertó a las madres de familia.

Enseguida llamaron a la Policía. Quizás había un cadáver... o varios.

La puerta trasera del lado derecho tenía una agujero similar al que dejan las balas.

Eso no lo sabían las madres de familia del Jardín de Niños Sertoma Las Brisas, pero fue lo primero que detectaron los agentes recolectores de evidencias cuando llegaron alrededor de las 10:30 de ayer, unos minutos después del reporte.

Los elementos arribaron a la calle Puerto Progreso, a unos 30 metros de la avenida Lázaro Cárdenas, casi llegando a la calle Marina, en la colonia Las Brisas, en Monterrey.

Lo del cadáver lo supieron nueve horas más tarde, cuando por fin, tras muchos intentos, los agentes lograron abrir la cajuela, quitando el asiento trasero del vehículo Seat Toledo color blanco y con placas STB-8517, el cual sirvió de “ataúd provisional” para el hombre que fue asesinado.

Adentro estaba el cuerpo de un sujeto de unos 30 años. El cadáver ya presentaba huellas de descomposición. Vestía un pantalón de mezclilla, camisa blanca a rayas y tenis blancos marca Nike.

No se informó qué tipo de heridas presentaba, pues por el estado del cadáver era difícil precisarlo, por lo que será el resultado de la autopsia la que indique las causas del deceso.

Al término de la recolección de evidencias, el cuerpo fue trasladado al antifeatro del hospital Universitario por personal del Servicio Médico Forense.