Emboscan a agentes de la FUR, reportan 15 fallecidos

La agresión ocurrió en el municipio de San Sebastián del Oeste cuando el convoy de entre tres y cuatro vehículos regresaba a la ciudad de Guadalajara procedente de Puerto Vallarta.
Este es el ataque más grave del que ha sido objeto la Fuerza Única desde su formación en diciembre de 2014.
Este es el ataque más grave del que ha sido objeto la Fuerza Única desde su formación en diciembre de 2014. (Jorge Martínez)

San Sebastián del Oeste

El poderío de la delincuencia organizada se manifestó nuevamente en la entidad.

Ayer, un convoy de la Fuerza Única Regional fue emboscado por un comando armado en el municipio de San Sebastián del Oeste, el saldo extraoficial hasta la noche de ayer era de 15 elementos abatidos y tres heridos; además también se reportó la ejecución del director de la Policía de Zacoalco de Torres horas después de la primera agresión.

Aproximadamente a las 14:00 horas de ayer, en el kilómetro 55 de la carretera Mascota-Las Palmas-Puerto Vallarta, a la altura del crucero a la delegación de Soyatán, circulaba el convoy de entre tres y cuatro automotores a cargo del comandante Basilio Aguirre.

En dicho punto, los agresores utilizaron armas de grueso calibre y lanza granadas para atacar a los vehículos oficiales, por lo que los agentes no tuvieron oportunidad de reaccionar, según reportaron fuentes castrenses que llegaron al sitio.

Las camionetas de la Fuerza Única Regional quedaron totalmente calcinadas y en el lugar de los hechos se localizaron granadas de fragmentación así como cientos de cartuchos percutidos de rifles de alto poder.

Durante el ataque se registraron distintos bloqueos con autos a los que les prendieron fuego en diferentes puntos de la carretera, aunque no se precisó si los carros que usaron fueron de personas que transitaban por la vía citada.

Tras los hechos, las autoridades cerraron la carretera de manera total a los vehículos, por lo que diversos automovilistas, entre los cuales había vacacionistas se molestaron e incluso algunos se bajaron para preguntar a las autoridades lo que había ocurrido, ya que muchos intentaban llegar a Puerto Vallarta y otros deseaban salir.

Por la noche, la Fiscalía General del Estado emitió un comunicado en el cual confirmaba el ataque, pero no precisó cuántos elementos de la dependencia habían perdido la vida.

En el comunicado sólo se detalla que la emboscada es en venganza por la muerte de Heriberto Acevedo Cárdenas, El Gringo o El Güero, jefe de plaza del Cártel Jalisco Nueva Generación, quien pereció junto con dos civiles más tras enfrentarse con elementos de la Fuerza Única el pasado 23 de marzo en Zacoalco de Torres.

También se menciona que es por haber detenido a 15 sujetos quienes están bajo investigación por la agresión en contra del comisionado de Seguridad Pública, Alejandro Solorio Aréchiga, el pasado 30 de marzo en el poblado de Río Blanco, en Zapopan, del que resultó ileso.

Horas después de registrarse el ataque en San Sebastián, las autoridades estatales fueron notificadas que en el municipio de Zacoalco de Torres fue asesinado el director de Seguridad Pública, Miguel Ángel Caceido Vargas.

Se presume que el jefe policial fue levantado, posteriormente lo asesinaron y luego abandonaron su cuerpo al cual le dejaron un recado, al parecer en alusión a la muerte de El Gringo y con amenazas a la Fuerza Única.

Debido a esto, las autoridades estatales activaron el código rojo.