Fuerzas federales van por otros tres líderes de la CNTE

Fuerzas federales montaron un operativo en Oaxaca para capturar a Heriberto Margariño López, María del Carmen López Vásquez y Norma Cleyver Cruz Vásquez, acusados de delitos federales.

Ciudad de México

Fuerzas federales desplegaron un operativo en Oaxaca para capturar a tres líderes más de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) que fueron acusados por la Procuraduría General de la República de cometer delitos graves que alcanzan hasta 40 años de prisión.

De acuerdo con funcionarios del gobierno federal, la PGR busca cumplimentar la captura de Heriberto Margariño López, de 52 años, por su probable autoría en los delitos de motín, contra el consumo y riqueza nacional y robo agravado en la toma de las instalaciones de la refinería Antonio Dovalí en Salina Cruz y del robo de 10 mil libros gratuitos propiedad de la Secretaría de Educación Pública (SEP).

María del Carmen López Vásquez, de 50 años, por su probable autoría en el delito contra el consumo y riqueza nacional en la toma de las instalaciones de distribución y almacenamiento El Tule.

Norma Cleyver Cruz Vásquez, de 37 años, por su probable participación en los delitos de robo agravado y contra el consumo y riqueza nacional en la toma de las instalaciones de El Tule y del robo de libros de texto gratuitos.

En la madrugada, elementos de la Policía Federal capturaron a cuatro líderes de la sección 22 de la CNTE por presuntamente participar en la toma violenta de las instalaciones de la Junta Distrital en Tehuantepec.

Además de la toma de instalaciones estratégicas de Petróleos Mexicanos como: la refinería Antonio Dovalí en Salina Cruz y el centro de distribución y almacenamiento El Tule, en la ciudad de Oaxaca.

También por actos de vandalismo en contra de las instalaciones de la Octava Región Militar en la capital del estado; además del robo de diez mil libros de texto gratuitos propiedad de la Secretaría de Educación Pública.

Los aprehendidos que fueron trasladados a la Ciudad de México y en que las próximas horas serán internados en un penal federal son:

Juan Carlos Orozco Matus, por su probable participación en los delitos de motín, daño en propiedad ajena y contra el consumo y riqueza nacional, en la toma de las instalaciones de la Junta Distrital electoral en Tehuantepec y de las instalaciones de la refinería Antonio Dovalí en Salina Cruz.

Othón Nazariega Segura, por su probable autoría en los delitos de robo agravado, contra el consumo y riqueza nacional y daño en propiedad ajena, en la toma de las instalaciones de El Tule, el robo de libros de texto gratuitos y los daños a instalaciones de la Octava Región Militar en la ciudad de Oaxaca.

Efraín Picaso Pérez, de 44 años de edad, por su probable participación en el robo de miles de libros de texto gratuitos.

Asimismo, se cumplimentó una orden de aprehensión en contra de Roberto Abel Jiménez García quien es señalado por diversos delitos del fuero común.

Los aprehendidos, por delitos del orden federal, podrían alcanzar penas entre tres y 40 años de prisión serán puestos a disposición de las autoridades jurisdiccionales.

Detenciones están sustentadas con investigaciones

El subprocurador de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo de la PGR, Gilberto Higuera Bernal, dijo que las detenciones contra los líderes de la CNTE están sustentadas con investigaciones.

"La PGR solo da cumplimiento a mandamientos judiciales y se cumplimentarán todos los mandamientos judiciales, pues se sustentan con hechos delictuosos que han sido investigados", dijo en entrevista para MILENIO Televisión.

El funcionario explicó que esta madrugada se cumplimentaron tres órdenes de aprehensión contra personas de la Sección 22 del CNTE y serán puestas a disposición del juez que ordenó su detención.

"Todos los ciudadanos debemos sujetarnos a la ley. Las personas que hayan incurrido en actos delictivos tienen que ser sometidos a un proceso", dijo.