Cuestionan la creación del centro de inteligencia

Javier Oliva, especialista en seguridad, recuerda que el proyecto está contenido en el Plan Nacional de Desarrollo, pero no se ha explicado qué atenderá exactamente el organismo.
Oliva, investigador de la UNAM y experto en fuerzas armadas.
Oliva, investigador de la UNAM y experto en fuerzas armadas. (Daniel Cruz)

México

Diputados federales de PAN y PRD alertaron sobre el riesgo de “regresión autoritaria” que representará la concentración de todas las funciones y decisiones de inteligencia en un solo organismo a cargo de la Secretaría de Gobernación, como lo perfila el anteproyecto de ley que estructura esa dependencia.

El perredista Fernando Belaunzarán y el panista Fernando Rodríguez Doval emplazaron al titular de esa dependencia, Miguel Ángel Osorio Chong, a explicar con claridad el proyecto.

Advirtieron que la última palabra corresponde al Congreso de la Unión, donde las bancadas opositoras difícilmente permitirán una vuelta al pasado con el uso político de las instituciones de inteligencia.

MILENIO Diario dio a conocer en su edición de ayer que la Secretaría de Gobernación alista la ley nacional de inteligencia y la creación del centro nacional de fusión de inteligencia del Estado mexicano, con personal que hoy desarrolla funciones en esa materia en instituciones como Ejército, Marina, Policía Federal, PGR y Cisen.

En entrevista telefónica, Belaunzarán expresó su preocupación por lo que considera una tentación de restaurar las prácticas autoritarias del viejo régimen priista en materia de inteligencia y seguridad.

“Veo ansias restauradoras: el viejo régimen quiere volver por sus fueros y esto es una muestra más, pero hay que verlo en su contexto y si lo vemos en su contexto es peor”, señaló.

“Ojalá se viera la inteligencia como un asunto de Estado, pero la experiencia que tenemos de que dependa de Gobernación, pues más bien tememos que haya una inteligencia facciosa”, remarcó.

Por separado, el panista Rodríguez Doval coincidió en que los “signos de alerta” frente a un eventual intento de restauración autoritaria con la concentración de atribuciones en un órgano de inteligencia a cargo de Gobernación.

“Es un riesgo. Hay que ver por eso cómo viene exactamente la propuesta y qué se estaría haciendo para tratar de evitar que esto se pudiera consumar”, dijo el secretario de la Comisión de Puntos Constitucionales en el palacio de San Lázaro.

Indicó que su partido se conducirá con prudencia hasta conocer con absoluta precisión la propuesta de ley nacional de inteligencia del actual gobierno federal.

“Aprovecharemos la comparecencia del secretario de Gobernación para que explique a fondo la iniciativa. Hay que ver en qué consiste y que el gobierno nos explique para que podamos tener más elementos para ver qué decisión tomamos”, puntualizó.

“¿CUÁL ES EL OBJETIVO?”

Javier Oliva Posada, investigador de la UNAM, aseguró que el gobierno federal no ha dejado claro cuál será el objetivo del nuevo centro de inteligencia.

Explicó que está previsto en el plan sectorial de la Secretaría de Gobernación y en el Plan Nacional de Desarrollo, pero hasta el momento las autoridades del país no han podido determinar qué es lo que realmente atenderá, pues todavía no terminan de redactar el texto.

En entrevista con MILENIO, el especialista en temas de seguridad nacional y fuerzas armadas indicó que en el caso de México “no hay una precisión en la agenda de riesgos”, la cual es una competencia exclusiva de las áreas civiles.

“Un centro de fusión tendría como misión la colaboración de aquellos antagonismos que pueden generar irrupciones o inestabilidad en las áreas de seguridad nacional, pero mientras no se tenga claras cuáles serán sus funciones es evidente que hace falta precisar sus objetivos”, apuntó.

Comentó que en el país la “agenda circunstancial” ha “desplazado” a la agenda política, es decir, lo estructural, “y entonces, en esa lógica estarían (funcionando) los centros de fusión”.