REPORTAJE | POR LORENA LÓPEZ

Cárceles de 21 estados, con sobrepoblación de 23%

Sobrepoblación

Pese al plan de despresurización federal, hoy los 171 mil 51 lugares disponibles son compartidos por 223 mil 206 presos.

México

En los penales estatales existe una sobrepoblación de 52 mil 155 internos y 21 entidades tienen más reclusos de los que pueden albergar en su sistema penitenciario.

El total de 223 mil 206 reos en penales estatales rebasa en 23 por ciento la capacidad instalada de 171 mil 51 lugares.

Nayarit, Estado de México, Distrito Federal, Hidalgo, Sonora, Morelos, Guerrero, Chiapas, Puebla y Jalisco son las entidades que tienen el mayor déficit de lugares en sus penales, mientras entre las 11 entidades donde no hay sobrepoblación, cuatro se encuentran muy cercanas a alcanzar su máxima capacidad.

También hay entidades como Michoacán donde la población penitenciaria ocupa 58 por ciento de su capacidad instalada.

Querétaro puede aún albergar en sus penales a 57 internos (opera a 97 por ciento de su capacidad); Aguascalientes cuenta con lugar para 48 (está a 96 por ciento); Oaxaca tiene 297 espacios (alcanza 93 por ciento) y Coahuila dispone de 211 lugares (llega a 92 por ciento).

En tanto, los 21 Centros Federales de Readaptación Social tienen capacidad para albergar a 28 mil 708 personas y en total suman 25 mil 864 internos.

De acuerdo con las cifras a octubre de 2013 del Cuaderno Mensual de Información Estadística Penitenciaria Nacional, la sobrepoblación estatal mantiene prácticamente la misma proporción comparada con 2012, cuando en octubre de ese año, ascendía a 22 por ciento, con 48 mil 587 presos en penales estatales adicionales a la capacidad instalada de 169 mil 614.

Al 31 de octubre de 2012 había en el país una población de 218 mil 201 internos en penales estatales, que aumentó para 2013 en 5 mil personas y la capacidad instalada en estos centros penitenciarios únicamente creció en mil 437 lugares.

De las 21 entidades con sobrepoblación penitenciaria, 10 están en el rango más alto, después les siguen Tabasco, Quintana Roo, Durango, Nuevo León, Chihuahua, Veracruz y Baja California.

Baja California Sur, Colima, San Luis Potosí y Sinaloa completan el grupo de las entidades que reportan más internos en sus cárceles que lugares disponibles, pero su proporción es de las más bajas.

Mientras que hay siete entidades cuya población penitenciaria representa entre 51 y 87 por ciento de su capacidad de reclusión.
La estadística no detalló cuántos de los internos en penales estatales corresponden al fuero federal, pero en su informe 2013, con cifras correspondientes a julio, la Secretaría de Gobernación precisó que había trasladado a 7 mil 541 internos a centros federales.

La dependencia sostuvo que la nueva política penitenciaria consiste en la "despresurización de penales estatales y municipales", a través de la edificación de centros de reclusión de alta y máxima seguridad.

El Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública publicó en el Diario Oficial de la Federación los criterios para la distribución de recursos del Fondo de Aportaciones para la Seguridad Pública, donde se agrega el criterio de disminución de la sobrepoblación penitenciaria.

Otro criterio para dividir la bolsa de 7 mil 921 millones de pesos entre los estados destinados a seguridad pública es el avance en la implementación del nuevo sistema de justicia penal.

La inclusión de estas dos variables fue aprobada por los gobernadores y el presidente Enrique Peña en la más reciente sesión del Consejo Nacional de Seguridad Pública.

[Dé clic sobre la imagen para ampliar]