Capturan a dos jefes de plaza de "Los Zetas" en NL

Las detenciones se llevaron a cabo sin realizar un solo disparo.
Monte Alejandro Rubido, titular de la Comisión Nacional de Seguridad.
Monte Alejandro Rubido, titular de la Comisión Nacional de Seguridad. (Nelly Salas)

México

La Secretaría de Marina capturó en San Pedro Garza García y en Apodaca, Nuevo León, a dos de los principales operadores de Los Zetas, responsables del trasiego de drogas de Colombia a México, tráfico de migrantes y ataques al Grupo de Armas y Tácticas Especiales de Coahuila.

Se trata de Daniel Menera Sierra y Ernesto Balderas Medrano, presuntos jefes regionales del grupo delictivo en el norte de Coahuila y Monterrey, respectivamente; ambos fueron detenidos en dos acciones distintas, donde se logró el arresto de tres personas más, sin realizar un solo disparo.

Monte Alejandro Rubido, titular de la Comisión Nacional de Seguridad, informó que Menera, presuntamente era el responsable del trasiego de drogas y tráfico de migrantes hacia Estados Unidos, a través del corredor Piedras Negras, Coahuila-Anahuac, Nuevo León.

Las fuerzas federales encabezadas por la Semar ubicaron a los probables delincuentes como parte de una  indagatoria conjunta con la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada de la Procuraduría General de la República y el Centro de Investigación y Seguridad Nacional.

Rubido detalló que el primero de los operativos que se llevaron a cabo el fin semana ocurrió en San Pedro Garza García, donde se localizó a Daniel Menera, originario de Tiquicheo, Michoacán.

Puntualizó que esta investigación derivó de las detenciones realizadas el pasado 4 de marzo en Nuevo León, tras la aprehensión del presunto líder absoluto de Los Zetas, Omar Treviño, El Z42, lo que permitió obtener nuevas pistas de la célula de este grupo que operaba en Coahuila.

Menera mantenía su centro de operaciones en Piedras Negras. “Antecedentes refieren que Menera había llegado hace aproximadamente ocho años a Piedras Negras, donde ascendió rápidamente en la estructura delincuencial”, dijo el funcionario federal.

En 2013, tras el abatimiento de David Alejandro Loreto Mejorado, Menera se convirtió en el encargado en esa región de las operaciones delictivas.

A Menera se le atribuye ordenar ataques a corporaciones locales, principalmente contra elementos del Grupo de Armas y Tácticas Especiales de Villa Unión y de Hidalgo, Coahuila, en marzo y agosto del año pasado, donde perdió la vida un elemento estatal.

El comisionado reconoció que fue complicado llegar a Sierra, debido a la red de informantes que mantenía. A pesar de eso, lograron ubicarlo y detenerlo en San Pedro Garza García. Junto con él fueron detenidas tres personas más: Octavio Gómez Gómez, presunto encargado de coordinar el trasiego de droga vía aérea desde Colombia a nuestro país, así como Ernesto Cervantes y José Javier Alonso Silva, quienes refirieron ser escoltas. A los detenidos se les aseguraron vehículos, armas de fuego, droga y equipos de comunicación. 

A partir de esta captura, se ordenó otro operativo en Apodaca, donde localizaron a Ernesto Balderas Medrano, originario de Monterrey, donde se desempeñaba como jefe del mismo grupo delictivo. 

Todos los sospechosos se encuentran declarando en las instalaciones de la PGR.

El pasado 4 de marzo, Omar Treviño cayó durante un operativo que llevaron a cabo las fuerzas federales en San Pedro Garza García, Nuevo León.

Su captura se logró por el seguimiento que se le hizo a su operador financiero, Carlos Arturo Jiménez Encinas, El Plátano. La caída de Omar representa uno de los golpes más importantes contra el crimen organizado, ya que El Z42 está catalogado como uno de los delincuentes más “despiadados” y “sanguinarios”.