Cae pollero 'internacional'; se le vincula con caso de menor ecuatoriana

Jesús Herrera Rodríguez, de 30 años de edad, fue detenido por el delito de tráfico de personas cuando trasladaba a 5 mujeres y 4 hombres procedentes de Ecuador.
Jesús Herrera Rodríguez, de 30 años de edad, fue detenido por el delito de tráfico de personas en Chihuahua.
Jesús Herrera Rodríguez, de 30 años de edad, fue detenido por el delito de tráfico de personas en Chihuahua. (Juan José García)

Chihuahua

Agentes de la Fiscalía General del Estado (FGE) detuvieron en Ciudad Juárez, Chihuahua, al ‘pollero’ que presuntamente trajo a esta frontera a la niña ecuatoriana, Nohemí Álvarez, de 12 años de edad, quien se suicidó en el albergue donde fue entregada por la Procuraduría General de la República (PGR).

Se trata de: Jesús Herrera Rodríguez, de 30 años de edad, quien fue detenido por el delito de tráfico de personas, luego de que se le detuviera con 5 hombres y 4 mujeres, entre ellas, una menor de 16 años, procedentes de Quito, Ecuador.

“Tras un operativo de inteligencia, los agentes realizaron la detención Herrera Rodríguez, mismo que está ligado directamente en el traslado desde Ecuador a Ciudad Juárez, de la niña Nohemí Álvarez, de 12 años de edad”, indicó la FGE.

Dicho sujeto se encontraba –la noche de este jueves- en un domicilio que se ubica en la calle Eugenio Aguilar 2906 de la colonia Revolución Mexicana, junto a nueve ecuatorianos, cinco hombres y cuatro mujeres, entre ellas, la adolescente.

El presunto ‘pollero’ recibía a las personas indocumentadas en Torreón, Coahuila, para posteriormente trasladarlas a esta frontera, donde las escondía en diversos domicilios, y después contrataba a otras personas para cruzarlas a Estados Unidos:

“Los indocumentados ingresaban a México por Guatemala y eran esperados en varios parques públicos para cruzar el país a bordo de autobuses de pasajeros, esperando hasta dos meses para llegar desde Ecuador hasta Ciudad Juárez”, se indicó.

Al quedar el detenido a disposición de la PGR para que sigan las investigaciones, se precisó que Nohemí Álvarez se suicidó en el albergue La Esperanza el 11 de marzo, luego de quedar “horrorizada” al ser entrevistada por la agente del MPF, María del Socorro Graciano, según apuntó el personal del albergue.

“La niña se suicidó en el interior del baño, después de que fue asegurada cuando un pollero identificado como Domingo Fermas Uves, la intentó cruzar ilegalmente por la colonia Anapra hacia Estados Unidos”, añadió la fiscalía estatal.

Un mes después de su deceso, la menor, con el cuerpo ‘despedazado’ a causa de varias autopsias que le practicaron la FGE y la PGR con el propósito de encontrar algún rastro de homicidio, fue trasladado a su país para darle cristiana sepultura.

“Nos correspondió hacer los trámites y consideramos que deberán profundizarse las investigaciones para que se pueda esclarecer un lamentable suceso acaecido en Ciudad Juárez”, dijo el cónsul de Ecuador, con sede en Monterrey, Nuevo León, Francisco Torres Bueno.

Tras iniciar el viaje de la niña a su país, al quedar truncado su sueño de encontrarse con sus padres en Nueva, York, el diplomático dijo que su fallecimiento no quedará impune: se continuará hasta llegar al fondo del asunto para que se castigue a quienes cometieron omisiones que derivaron en su muerte, advirtió.