Atoran la amnistía para "autodefensas"

Salvador Jara, gobernador de Michoacán, opinó que esta ley puede beneficiar a delincuentes.
Los legisladores Arely Gómez, Roberto Gil y Luisa María Calderón.
Los legisladores Arely Gómez, Roberto Gil y Luisa María Calderón. (Omar Franco)

México

La Ley de Amnistía que beneficiaría a los autodefensas de Michoacán detenidos, incluyendo a José Manuel Mireles, se atoró ayer en comisiones del Senado, luego de que PRI y PVEM protagonizaran un encontronazo con PAN y PRD.

Luego de tres horas de debate no se lograron acuerdos y se decretó un receso. Sin embargo, no se pudo reanudar la sesión.

Durante la discusión, los panistas acusaron al procurador Jesús Murillo Karam y a funcionarios del gobierno federal de operar e intervenir en la discusión de esta iniciativa, pero desconociendo la Constitución.

El perredista Benjamín Robles dijo que el gobierno debe reconocer que el surgimiento de las autodefensas se debe a la ausencia del Estado en zonas de Michoacán, por lo que la población “no tuvo más opción que defenderse como podía de las agresiones de la delincuencia”.

El panista Javier Corral arremetió contra el gobierno: “La PGR y las instituciones de seguridad pública de este país están al servicio del PRI y eso es una tragedia frente al momento que vivimos”.

“Vinieron incluso a compartirles expedientes que, se supone, es información reservada”, señaló.

Ante esto, los priistas Arely Gómez y Omar Fayad salieron en defensa del gobierno y afirmaron que de aprobar el dictamen se beneficiaría a delincuentes y no solo a Mireles.

Gómez reviró al panista e indicó que el procurador Murillo Karam no ha acudido al Senado a tratar este tema. “Lo niego”, puntualizó.

La priista dio lectura a dos oficios enviados por la Secretaría de Gobernación, donde la Comisión Nacional de Seguridad recomienda “cautela”, pues “descalifican los trabajos del Poder Judicial de la Federación en los casos concretos conocidos y resueltos por los jueces respectivos”.

Además, señala que entre los candidatos a obtener beneficios se encuentran los responsables de actos ilícitos en Michoacán de febrero de 2013 a septiembre de 2014.

“Con esta ley, hasta La Tuta puede ser amnistiado”, advirtió el priista Jesús Casillas.

Ante acusaciones de los priistas de invasión de facultades con esta propuesta, los perredistas explicaron que el artículo 72 Constitucional faculta al Congreso para expedir leyes de amnistía.

Corral señaló que el dictamen es muy claro acerca de quiénes serían beneficiarios con la Ley de Amnistía, pues solo se concederá a quienes han sido detenidos siendo autodefensas o policías comunitarias en Michoacán.

Además, el chihuahuense aseguró que la ley de amnistía tiene cuatro condiciones o medidas restrictivas para que no favorezca a verdaderos delincuentes.

El PRI respondió en voz del senador José Asunción Orihuela al señalar que la evolución de un problema de tal magnitud, que tiene cuando menos 10 o 12 años, “no se puede tratar de aventarle la papa caliente a alguien y decirle ‘estás cometiendo estas atrocidades’”.

Ayer por la noche, senadores consultados indicaron que el PAN se dividió en este tema, y que a pesar de que el coordinador Jorge Luis Preciado dijo que su bancada la apoyaría, algunos legisladores blanquiazules “cedieron a la presión”.

En Michoacán, el gobernador de la entidad, Salvador Jara, manifestó su rechazo a la Ley de Amnistía, pues advirtió que ésta puede poner en libertad a delincuentes.

“Yo no estaría de acuerdo con una Ley General de Amnistía. Tengo que revisarlo con más cuidado, pero lo que vi es que hay un planteamiento muy general”, señaló.

Consideró que si se le hacen adecuaciones al proyecto, éste puede ayudar a la reconciliación.