Arraigan a integrante de grupo delictivo en Tlajomulco

La Fiscalía del Estado logró catear una finca en dicho municipio, donde aseguró más de una tonelada de mariguana y 38 kilos de metanfetaminas. 

Guadalajara

La Fiscalía General del Estado logró la captura de uno de los encargados de un grupo delictivo que distribuye droga en el municipio de Tlajomulco de Zúñiga, lo que llevó a la localización de una casa de seguridad en donde se encontraron mil 155 kilogramos de marihuana y 38 kilogramos de metanfetaminas.

El sujeto responde al nombre de Gerónimo Ibarra Alcaráz, de 23 años de edad, originario de Michoacán y vecino del fraccionamiento Mirador del Valle, en Tlajomulco de Zúñiga.

El individuo fue mencionado en una indagatoria realizada por personal de la Fiscalía General, por lo que era investigado. Agentes investigadores lograron su localización y fue presentado ante el Ministerio Público, mismo que determinó solicitar una orden de arraigo, la cual fue concedida por el Juez Décimo Sexto de lo Penal.

El ahora arraigado reveló que en el fraccionamiento Campo Sur, en Tlajomulco, el grupo delictivo para el que trabaja tenía una casa de seguridad y dos bodegas adjuntas, en las que almacenaban drogas.

El representante social solicitó una orden de cateo para ese inmueble, la cual fue ejecutada por el Ministerio Público, asegurándose en la casa 291 paquetes confeccionados con cinta canela que contenían mariguana.

A un costado de la vivienda se tiene habilitada una bodega o salón y en la parte posterior otra bodega; en ambas también se localizaron paquetes tipo ladrillo, con vegetal verde al parecer marihuana.

Además, se localizó una camioneta Dodge con capacidad de tres toneladas en la que había bultos con mariguana en greña y una camioneta Tiguan, de color blanco, la cual se aseguró debido a que cuenta con reporte de robo.

En el interior  de la casa se localizó un arma corta, del calibre 9 milímetros y una granada de fragmentación, bolsas con tiros útiles de diversos calibres y equipo táctico.

Las investigaciones en torno al sujeto arraigado continúan, ya que no se descarta su posible participación en otros ilícitos.