Cuerpo de reportero tiene huellas de tortura: PGJE

El procurador de Oaxaca, Héctor Joaquín Carrillo, informó que el reportero de la empresa "La Ke Buena", Armando Saldaña Morales, murió a consecuencia de golpes en la cabeza.

Oaxaca

El cadáver del reportero radiofónico en Veracruz, Armando Saldaña Morales, tiene huellas de tortura y diversos golpes en la cabeza, informó el procurador general de Justicia del Estado de Oaxaca, Héctor Joaquín Carrillo.

El cuerpo del comunicador fue hallado en inmediaciones de la localidad de Morelos, Acatlán de Pérez Figueroa, ubicado en los límites entre Oaxaca y Veracruz.

El funcionario dijo que se han intensificado las investigaciones en el lugar donde fue localizada la víctima, ya que se encontraron dos casquillos percutidos, pero éstos no están ligados con la muerte del reportero.

Explicó que necropsia correspondiente practicada a la víctima por el Instituto de Ciencias Forenses señala que falleció a consecuencia de un traumatismo craneoencefálico con hematoma subdural extenso, ocasionado por contusiones múltiples de naturaleza activa, es decir, golpes en la cabeza.

Carrillo informó que en la escena del crimen fueron localizados gafetes a nombre de la víctima con los logotipos de la empresa radiofónica "La Ke Buena 100.9 F.M.", mismos que llevaban la rúbrica respectiva que corroboraba su desempeño como colaborador del área de noticias, así como también identificaciones personales que establecen su lugar de residencia en Tezonapa, Veracruz.

A un costado de la escena del crimen fue localizada una camioneta Ford modelo F150, color blanca, sin placas de circulación, misma que fue asegurada.

El procurador dijo que tienen como hipótesis que desde 2011 hay criminales de Veracruz que entrar a Oaxaca para cometer delitos o arrojar cadáveres.

INVESTIGACIONES POR ATAQUES CONTRA CUATRO PERIODISTAS EN OAXACA

El procurador Héctor Joaquín Carrillo aceptó que en los últimos 5 años tienen cuatro investigaciones relacionadas con agresiones a periodistas en Oaxaca, una de ellas relacionada con el asesinato del reportero de la nota policiaca Alberto López Bello, crimen del que se detuvo a cuatro implicados y se está en espera de detener a otros dos más.

En el resto de las indagatorias afirmó hay avances significativos que no quiso precisar para guardar la secrecía de los casos.

En lo que respecta a los crímenes políticos y sociales de trascendencia, dijo que ha resuelto 10 de 15 casos registrados.