Detienen a hijo de ex coordinador de la SEIDO

Alejandro Colorado Luque, hijo de Miguel Colorado González, es acusado de operaciones con recursos de procedencia ilícita, en la modalidad de adquirir bienes, depositar y transferir recursos.

Ciudad de México

La Procuraduría General de la República (PGR) detuvo a Alejandro Colorado Luque, hijo del ex coordinador técnico de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO), Miguel Colorado González, El Viejito, éste último que fue ligado con el cártel de los Beltrán Leyva, y que después de cuatro años fue exonerado por un juez federal.

El juez Tercero de Distrito de Procesos Penales Federales en el Distrito Federal ordenó la detención de Colorado Luque como probable responsable del delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita, en la modalidad de adquirir bienes, depositar y transferir recursos dentro de territorio nacional.

Alejandro Colorado fue detenido el 11 de mayo, en los filtros migratorios del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, cuando llegó a la capital del país procedente de La Habana, Cuba.

Colorado Luque fue trasladado al Reclusorio Preventivo Varonil Norte, en el Distrito Federal donde quedó a disposición del juez que ordenó su captura.

En febrero de 2014, un juez federal exoneró de todos los cargos que la Procuraduría General de la República imputó al ex coordinador general técnico de la SEIDO.

Junto con él quedó en libertad el ex agente del Ministerio Público Federal, Antonio Mejía López; ambos permanecieron encarcelados casi cinco años en el penal de máxima seguridad de Puente Grande, Jalisco, por los dichos de nueve testigos protegidos que "no se condujeron con verdad y declararon sobre hechos que nos les constaban de manera directa".

Los ex funcionarios fueron denunciados públicamente el 27 de octubre de 2008 por el ex titular de la PGR, Eduardo Medina Mora, y la ex titular de la entonces SIEDO, Marisela Morales Ibáñez, tras dar a conocer detalles del inicio de la investigación denominada Operación Limpieza.

Sin embargo, el juez Segundo de Distrito de Procesos Penales Federales con residencia en Jalisco, determinó que no hay pruebas para culparlos de los delitos de delincuencia organizada, en la modalidad contra la salud, y contra la salud en la modalidad de colaborar de cualquier manera al fomento de dicho ilícito.

A Miguel Colorado también se le absolvió por el delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita, en su modalidad de adquirir bienes, depositar y transferir recursos dentro del territorio nacional, con conocimiento de que representan el producto de una actividad ilícita, delito por el cual hoy se acusa a su hijo.