Acusan a "Los Rojos" de la desaparición de 30

La versión surgió durante un encuentro con comisarios, explica el gobernador Rogelio Ortega; mientras el comisionado de la PF, Enrique Galindo, afirma que serán cautos en las investigaciones.

México

El gobernador de Guerrero, Rogelio Ortega, aseguró que comisarios ejidales denunciaron que el grupo Los Rojos es el responsable de los secuestros en Chilapa.

Ayer, la Fiscalía General del estado confirmó el hallazgo de tres cuerpos de hombres encobijados, desmembrados y desollados a unos 20 minutos de la cabecera municipal; sin embargo, debido al avanzado estado de descomposición, se presume que no están relacionados con las personas desaparecidas en días pasados.

En entrevista radiofónica con Denise Maerker para Radio Fórmula, Ortega dio a conocer que el pasado miércoles se reunió con autoridades ejidales, quienes le aseguraron que Los Rojos “les han secuestrado alrededor de 30 personas en los últimos cuatro meses”.

Respecto a los tres cadáveres hallados, señaló que pueden ser resultado de los enfrentamientos entre Los Ardillos y Los Rojos que se disputan el control de la región, y éste “no es un conflicto de ahora, sino de larga data”.

Al respecto, Enrique Galindo, comisionado de la Policía Federal, sostuvo que se realizan las investigaciones para determinar qué grupo criminal está detrás de la desaparición de los jóvenes, pero hasta no tener plena certeza, “habrá cautela para señalar a alguno en particular”.

“Queremos ser muy cautos en definir el grado de participación de la delincuencia”, dijo.

En entrevista con Néstor Ojeda en MILENIO Televisión, informó que hay seis casos que por su forma de movilidad y ejecución, no tienen que ver con la presencia de los presuntos comunitarios en ese municipio, pues se trata de hechos ocurridos un mes, tres o hasta seis meses atrás.

La negociación

El gobernador afirmó que tras la irrupción de civiles armados a Chilapa, el gobierno estatal entabló “de inmediato” una negociación con 14 comisarios y el cabildo, en la que se pactó la dimisión del ex secretario de Seguridad Pública municipal, Job Encarnación Cuenca (quien renunció el pasado 11 de mayo) y el nombramiento del oficial Juan Suástegui en sustitución de éste, así como el regreso de los armados a sus comunidades.

“Tuvimos que detener a 18 personas reacias a dejar la ciudad. Los detuvimos, los desarmamos, llegamos a un acuerdo y se retiraron”, afirmó.

Sobre si fue informado de que estos grupos hicieron detenciones en el periodo en que mantuvieron el control de la ciudad, Ortega señaló: “No, (no hubo) ninguna denuncia. Los comisarios me dijeron que sí hubo detenciones, que hubo gente que tenía el teléfono de la persona que estaban buscando (el líder de Los Rojos, Zenén Nava Sánchez, El Chaparro)”, pero señaló que no se llevaron a nadie. “Eso es lo que dicen ellos”, contestó.

También rechazó que el alcalde de Chilapa, Francisco Javier García González, le haya informado de inmediato sobre esta situación, como lo ha dicho el propio presidente municipal.

“Eso es absolutamente falso, él (García González) salió corriendo y qué bueno, fue una forma de proteger su propia seguridad y su vida”, dijo Ortega al informar que el alcalde estaba en la Ciudad de México.

En respuesta, García González, negó que el gobierno estatal interviniera de inmediato en las negociaciones con los presuntos policías comunitarios, y dijo que fue hasta el lunes (11 de mayo) cuando entró a la mesa de diálogo.

Sobre la versión de Ortega en el sentido de que “salió corriendo” de la región cuando entraron los supuestos comunitarios, el alcalde puntualizó que “es una mentira”.

En entrevista radiofónica reviró: “Él (Ortega) me citó en la Ciudad de México. El lunes me contactó, quedamos en que nos íbamos a ver allí. Esperé martes, miércoles, y el jueves me mandó un mensaje en el que me decía que está con el Presidente en Quintana Roo y después se va a comunicar conmigo. Es la fecha en que no lo ha hecho”.

Por la noche, en entrevista con Carlos Zúñiga en MILENIO Televisión, explicó que los supuestos comunitarios superaban en número a los elementos federales que se encontraban en el municipio, aunque dijo desconocer si fue esa la razón por la cual no actuaron.

No son comunitarios

Más tarde, en un comunicado, el Grupo de Coordinación Guerrero desconoció como policías comunitarios a los cerca de 300 civiles que tomaron el control del municipio, pues sostuvo que con los únicos que dialogó fue con los comisarios de las localidades y “nunca estuvieron armados”.

“Aparentemente ciudadanos de diversas comunidades del municipio se integraron como policías comunitarias. El grupo manifiesta que no reconoce a ninguna de éstas”, indicó en un comunicado.

Horas después, Miguel Ángel Godínez, titular de la Fiscalía General del Estado, sostuvo que los 15 jóvenes reclamados por sus familias en Chilapa están retenidos y no desaparecidos, y que los comisarios que encabezaron a los civiles armados deben responder por ellos.

Detalló que hay 15 denuncias, pero solo 10 corresponden a los cinco días en que la ciudad permaneció sitiada. Asimismo, negó que las autoridades estén rebasadas por este problema.

Con información de: Rogelio Agustín Esteban

 ***

Rescatan a 47 en Tamaulipas

La Procuraduría General de la República (PGR) informó sobre el rescate de 47 migrantes que permanecían secuestrados en un inmueble de Reynosa, Tamaulipas, sucesos por los que se detuvo y consignó a dos presuntos delincuentes.

De acuerdo con los primeros reportes, la Policía Estatal Acreditable implementó un operativo en el Fraccionamiento San Miguel, de donde rescataron a varios indocumentados. Con base en la declaración de una de las víctimas, la policía ubicó a más plagiados en un inmueble de la colonia Arco Iris. En total fueron rescatados 29 mexicanos y 18 extranjeros.

Mientras, el Instituto Nacional de Migración dio a conocer que inició una investigación, luego de que fue difundido en redes sociales un video en el que supuestamente agentes federales migratorios maltratan a un sin papeles hondureño. Se ven a algunas personas, quienes presuntamente grabaron el video, que piden a los agentes no golpear al migrante, quien además es discapacitado.

(Rubén Mosso y Lorena López/México)