Chocan en moto y viven de milagro

Los motociclistas, en aparente estado de ebriedad, impactaron de frente un automóvil en la calle Comonfort. Aunque muy golpeados, no hubo situaciones que lamentar en el accidente.

Torreón, Coahuila

Un motociclista y su acompañante viven de milagro después de haberse estrellado de lleno contra un vehículo de frente, ya que ambos se encontraban aparentemente en estado de ebriedad pues presentaban aliento alcohólico.

Por el impacto, las bolsas de aire del vehículo Ford Escort afectado se activaron, por lo que resultó lesionada la acompañante del conductor.

En el accidente también resultó lesionada una mujer que viajaba en el vehículo contra el que chocaron. 

Los hechos se reportaron cerca de las 22:00 horas del viernes en la calle Comonfort metros antes de llegar al desnivel de Peñoles, en la colonia Nueva Aurora.

Al lugar acudieron paramédicos de Cruz Roja para prestar atención pre hospitalaria a los tripulantes de la moto ya que se encontraban golpeados, pero fue el conductor quien resintió más el impacto.

Tras el fuerte golpe, el conductor de la moto de nombre Dagoberto Iván López Arellano, de 23 años, estrelló su cabeza contra el parabrisas del vehículo, terminando incrustado.

SE LE FUERON DE FRENTE

Francisco Iván Ávila Jaramillo –conductor del vehículo-, dijo a los elementos de tránsito y peritos, que circulaba de manera normal sobre la calle Comonfort, en el sentido de sur a norte cuando de pronto la motocicleta que se dirigía de norte a sur se fue de lleno contra el frente del vehículo. 

"Yo iba normal, de repente se me fue encima el chavo y se estampó conmigo", dijo el conductor del vehículo.

Elementos de peritos del Tribunal de Justicia Municipal, se trasladaron al sitio para levantar el reporte correspondiente del percance, para después turnarlo a la autoridad correspondiente quien deslindará responsabilidades. 

Sólo el conductor de la motocicleta tuvo que ser llevado a revisión médica, ya que presentaba un fuerte golpe en la cabeza, mientras que su acompañante se quedó en el lugar del accidente a alegar que ellos eran afectados.