Desconocía su embarazo y pierde al bebé en el baño

Nancy estaba acostada, cuando un fuerte dolor en el vientre la hizo despertar. Al ver la hemorragia, corrió al baño y fue ahí donde terminó el producto, de aproximadamente 6 meses de gestación.
El cuerpo de su bebé fue llevado por una carroza al servicio médico forense para las debidas investigaciones.
El cuerpo de su bebé fue llevado por una carroza al servicio médico forense para las debidas investigaciones. (Milenio Digital)

Torreón, Coahuila

Una joven arrojó a su bebé de aproximadamente seis meses de gestación al parecer accidentalmente después de sentirse mal y presentar una fuerte hemorragia.

Fue la madrugada del martes cuando decidió ir al baño y se le vino el producto, de inmediato dieron aviso al sistema de emergencias para pedir ayuda, la mujer asegura que no sabía que estaba embarazada.

Nancy Elizabeth, de 20 años, se encontraba en su recámara cuando comenzó a sentirse mal, presentó fuertes dolores en el vientre y después se le vino la fuerte hemorragia, por lo que fue al baño para ver que sucedía.

Eran las 03:50 horas del martes, cuando en la central de radios se recibió el reporte y de inmediato acudieron los paramédicos para revisar a la joven, fue en calle Corregidora y 31 de la colonia Nuevo Torreón.

Al llegar se encontraron con una escena desgarradora, Nancy Elizabeth estaba llena de sangre, llorando, mientras el producto permanecía en la taza del baño.

La joven quedó bajo el resguardo del Ministerio Público mientras se investiga que cual fue el motivo por el cual ocurrió el aborto.

Los paramédicos se percataron que el productor ya estaba sin vida y tenía aproximadamente seis meses.

La joven fue llevada a la ambulancia para ser revisada por los socorros, quienes decidieron trasladarla a recibir atención a un hospital ya que perdió mucha sangre por la fuerte hemorragia.

Elementos de la Policía Municipal también acudieron al domicilio para entrevistarse con la joven mujer y con sus padres, que aseguraban que no sabían nada al respecto.

De estos hechos tomaron conocimiento elementos de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), quienes realizaron las diligencias para comenzar con las investigaciones correspondientes.

Mientras Nancy Elizabeth fue llevada a recibir atención médica, el cuerpo de su bebé fue llevado por una carroza al servicio médico forense para las debidas investigaciones.

La joven quedó bajo el resguardo del Ministerio Público mientras se investiga que cual fue el motivo por el cual se le vino el producto y si en verdad ella no tenía conocimiento del embarazo, ya que aseguran fuentes de la Procuraduría, que no tiene sentido la situación.