• Regístrate
Estás leyendo: La prensa amiga
Comparte esta noticia
Martes , 18.09.2018 / 08:31 Hoy

El Minuto 90

La prensa amiga

Willie González

Publicidad
Publicidad

En la Ciudad de México no les conviene hablar de Tigres y del Monterrey. El celo que le tienen a los dos equipos regios es demasiado.

Si uno revisa con atención desde el Apertura 2014 Tigres llegó a la Final; en el Apertura 2015 volvió a disputar el título y lo ganó; en el Apertura 2016 también arribó a la Final y fue campeón; en el Clausura 2017 volvieron a llegar al partido por el campeonato de Liga contra las Chivas y lamentablemente perdieron esa Final.

Y ahora en el Apertura 2017 nuestros Tigres están en semifinales, con altas expectativas de volver a llegar a la Final ya que enfrente tenemos al peor América de los últimos 10 años que no tuvo la capacidad ni los recursos para hacerle un miserable gol al Cruz Azul.

Es una vergüenza no meterle un gol al Cruz Azul. La Máquina es un equipo que se muere de una gripa. Ya no hay polémica en esto, no existe polémica, cuando soy contundente en los datos estadísticos y revisamos que Tigres llega a Finales una y otra vez, no comprendo que genere envidia.

Yo entiendo que se les nubla la capacidad a mis colegas como Gerardo Velázquez de León, que arremetió brutalmente contra el futbol regiomontano en una de sus columnas.

A Gerardo lo tenemos que vetar del futbol regiomontano, su mala vibra no nos ayuda, no construye, es más... él es el líder de la prensa amiga porque al Atlas y al Morelia no los critica porque son de Tv Azteca y el trabaja ahí y le tiembla la mano para hablar mal de los aztecos.

Así como Gerardo hay muchos más, que les corroe la envidia, porque el futbol regiomontano es el numero uno de este país.

Hoy más que nunca huele a Final regia... vayan preparando su pomada para todos los ardidos.

guillermo.gonzalez@milenio.com

twitter@WillieMty

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.