• Regístrate
Estás leyendo: Fonda de Santa Clara (Primera Parte)
Comparte esta noticia
Domingo , 27.05.2018 / 09:42 Hoy

De neblinas y Don Goyo

Fonda de Santa Clara (Primera Parte)

Víctor Bacre Parra

Publicidad
Publicidad

"Es un legado histórico y cultural de Alicia Torres de Araujo a Mercedes del Consuelo Araujo Torres y a mí, Andrea Mijangos Araujo que, este próximo pasado 13 de septiembre de 2015 se concretó y simbolizó al celebrarse el 50 aniversario de su fundación, devenir, existencia y funcionamiento como Fonda de Santa Clara". Nos comentó, en amable entrevista, Andrea, representante de la tercera generación y depositaria-con su madre-de esa herencia gastronómica y social recibida de su abuela y mamá, respectivamente, la también culta y emprendedora: Doña Alicia.

En lo investigado, parece ser que, en la eterna París, fue donde Antoine Beauvilliers en 1782, en la Rue de Richelieu estableció el primer restaurante del que se tenga noticia. Este lugar tuvo como fin principal el restaurar a la persona fatigada, con hambre y con sed; en un ambiente especial y en una atmósfera plácida. Se comenta, igualmente, que se llamó "La gran Taberna de Londres" (hoy, en la también eterna París, pese al terrorismo y la violencia, se ubican cerca de seis mil restaurantes).

La primera generación que hizo posible la creación de La Fonda de Santa Clara, la encabezó y dirigió la propia Alicia Torres de Araujo quien funda el restaurante un día 13 del mes de septiembre en la antigua calle de Victoria No. 7 -hoy avenida 3 poniente No. 307- en el mismo centro histórico de la capital poblana.

"En su creación, mi abuelita, continúo diciéndonos Andrea, supo canalizar su cariño por la cultura y por Puebla ya que, durante su gestión por más de 40 años como directora del Museo de Arte "José Luis Bello y González", escuchó y fue muy buena receptora de la mayoría de los visitantes nacionales y extranjeros quienes le comentaban y, al mismo tiempo, le solicitaban que ojalá y hubiera un lugar donde se pudieran consumir las delicias de la cocina poblana. Desde las deliciosas chalupas hasta los sofisticados platillos especializados como el tradicional mole poblano, los chiles en nogada y, los guisos y platillos de temporada como los escamoles, gusanos de maguey, chapulines y el huaxmole o mole de caderas".

"Al mismo tiempo-señala Andrea-, planteaban los turistas y visitantes del Museo Bello, que se requería de un lugar agradable, higiénico, confortable, cómodo y seguro al que se pudiera accesar y en él, degustar individual o familiarmente de la rica y sabrosa comida poblana, local y regional".

Al sumarse a los esfuerzos de la abuela mi madre, Mercedes del Consuelo, representante de la segunda generación, en el desarrollo y enriquecimiento de las vivencias de La Fonda de Santa Clara, se sumó a las visitas y estudios que, ambas-y con los apoyos decididos y totales de sus esposos: mi abuelo un militar chiapaneco y, mi padre, el arquitecto José L. Mijangos Cambari- realizaron en infinidad de comunidades y regiones del estado a fin de conocer sus platillos, guisos y expresiones gastronómicas que, junto a las materias primas utilizadas, pudieron elaborar, organizar y estructurar un buen atlas culinario. De él, seguimos utilizando la información e inclusive, nos surtimos de ellos como productores y proveedores de nuestro restaurante eliminando a los intermediarios y coyotes con todo lo que ello conlleva de beneficios para todos: productores, La Fonda y los consumidores".

"Mi abuelita, con el fin de enriquecer, tanto al Museo Bello como a La Fonda de Santa Clara, viajó por muchos lugares del mundo, de los que trajo conocimientos y experiencias que nos compartió a sus familiares de la segunda y tercera generación.".

"Mi madre, Mercedes del Consuelo, estudió y se recibió de odontóloga y de médica, en la UAP e hizo su postgrado en la Universidad Complutense de Madrid, España".

"Nuestro platillo principal, hasta ahora, es el de los chiles en nogada. En esta temporada pasada entregamos a los consumidores, 19 mil chiles en nogada con 9 toneladas de picadillo y varios mililitros de nogada más los cientos de kilogramos de frutas respectivas", concluye, para esta primera parte, igual de diligente, Andrea Mijangos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.