• Regístrate
Estás leyendo: Energías renovables en México
Comparte esta noticia
Sábado , 23.06.2018 / 06:04 Hoy

Universidad Politécnica de Tulancingo

Energías renovables en México

Varios autores

Publicidad
Publicidad

La contaminación ambiental por la combustión de petróleo, carbón y gas natural para actividades productivas y generación de energía eléctrica inició con la revolución industrial y ha incrementado de manera acelerada, a pesar de que los sistemas de generación convencionales han evolucionado para ser más eficientes, las consecuencias son visibles en los transtornos en cantidad e intensidad de fenómenos climáticos, así como mayores tasas de enfermedades.

El 11 de diciembre de 1997, en la ciudad de Kioto Japón, en la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, los países industrializados se comprometieron a reducir los gases de efecto invernadero (GEI) que causan el calentamiento global: dióxido de carbono, gas metano y óxido nitroso, así como gases industriales fluorados: hidrofluorocarburos, perfluorocarbonos y hexafluoruro de azufre, en un porcentaje aproximado de al menos un 5%, dentro del periodo que va de 2008 a 2012, en comparación a las emisiones a 1990. Entrando en vigor el 18 de noviembre de 2004.

El principal objetivo del Protocolo de Kioto consiste en atenuar el cambio climático producido por las actividades productivas humanas, cuya consecuencia es el incremento forzado del efecto invernadero. Según la ONU, una consecuencia es el incremento de la temperatura promedio de la superficie terrestre de entre 1,4 y 5,8 °C a finales del siglo XXI. Lo anterior traería como una de tantas consecuencias el incremento del nivel del mar entre uno y dos metros según el investigador Stefan Rahmstorf, profesor de física de los océanos del Postdam Institute for Climate Impact Research.

En el contexto mundial, México se ubica en el lugar número 13 entre los primeros 15 países generadores de GEI y emite el 1.7% del total a la atmósfera. Por otro lado, tal vez por ser el décimo productor de petróleo en el mundo y el quinceavo en gas natural, hasta 2014, México contaba con una capacidad efectiva instalada para la generación de energía eléctrica de 64,278 MW, de los cuáles 16,070 MW provinieron de fuentes de energía renovables (FER) –eólica, solar, hidráulica, geotérmica y biomasa-, lo que representa el 25% del total de la capacidad instalada. Se estima que para 2028 la capacidad instalada para la generación de electricidad a partir de FER se incremente en 19,761 MW, de los cuales, se calcula que las fuentes de energía eólica e hidráulica tendrán la mayor participación, con 59% y 21%, respectivamente.

Considerando que el norte del país es una de las regiones con mayor potencial solar en el mundo con un promedio de 5.8 kWh/m2. El Centro Woodrow Wilson publicó en 2012 un estudio titulado "Potencial de energía solar en los Estados del Norte de México", en donde afirma que 100,000 hectáreas de celdas solares fotovoltaicas monocristalinas instaladas en alguno de los seis Estados norteños, como Baja California o Chihuahua, generarían la energía suficiente para satisfacer el 100% del consumo energético en el país. Eso sería difícil de lograr a corto plazo, sin embargo, la Ley para el Aprovechamiento de las Energías Renovables y el Financiamiento de la Transición Energética, establece que para el año 2024 la participación de las fuentes no fósiles en la generación de electricidad será del 35%.

Pero para que esas estimaciones se lleven a cabo, es necesario formar recursos humanos de alto nivel en el diseño, desarrollo, implementación, gestión y transferencia tecnológica en el área de energías renovables. Recientemente, la SENER, la SEP y el CONACYT publicaron el "Programa estratégico de formación de recursos humanos en materia energética"; México necesita formar un mínimo de 135,000 expertos de alto nivel, profesionales y técnicos en distintas especialidades en los próximos cuatro años, para cubrir la demanda directa del sector.

En ese sentido, la Universidad Politécnica de Tulancingo dirige sus esfuerzos a la generación de recursos de nivel posgrado en la materia. La Maestría en Energías Renovables inició actividades en enero del 2014 y se encuentra a punto de graduar a la primera generación de Maestros especialistas en dos áreas, solar y eólica, considerando los recursos más abundantes en la región y alineados a las áreas temáticas del Gobierno estatal.

Dr. Felipe Coyotl Mixcoatl
Coordinador Maestría en Energías Renovables en la UPT

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.