• Regístrate
Estás leyendo: Sobre la mesa: ¿Cómo afectará a México el escándalo de la despedida de cara al Mundial?
Comparte esta noticia
Jueves , 18.10.2018 / 22:38 Hoy

La nueva era

Sobre la mesa: ¿Cómo afectará a México el escándalo de la despedida de cara al Mundial?

Varios autores

Publicidad
Publicidad

 Carlos Contreras Legaspi
carlos.contreras@milenio.com • twitter@CCLegaspi

Afecta en muchos sentidos. Da muestra de una falta de liderazgo, desde los directivos, pasando por el director técnico y los jugadores más veteranos; además es una distracción que no necesita ningún grupo que se está preparando para el compromiso más grande al que pueden enfrentarse.

Si son amigas o escorts tiene poca relevancia con la magnitud de la noticia. Los 24 que siguen concentrados salen afectados porque lo primero que se escuchará como reclamo si no llega un resultado favorable ante Alemania será: “¿Pero qué tal andaban de fiesta en lugar de entrenar?

Y no es que uno tenga autoridad moral para juzgar; todos son libres de hacer fiestas en su tiempo libre. Si los futbolistas solo descansan los lunes porque así lo marca la dinámica de su club no tiene nada de malo que salgan a divertirse, hasta echarse unos tragos en domingo, eso sucede cada fin de semana en México y cualquier parte del mundo.

Aquí el problema son los momentos. Alguien debió recomendarles que esa noche la pasaran en familia, que disfrutaran a sus hijos, padres, parejas o esposas. El partido de despedida era idóneo para cargarse de esa energía, de sentirse arropados y recordar quién los está apoyando desde casa.

No fue así, hubo un grupo considerable, de jugadores importantes, que optó por otro tipo de festejo, uno por el que no van a recibir ningún castigo administrativo a nivel interior, pero que no es necesario ante la marca que deja. En gran parte porque el Tricolor está amarrado, de por sí el grupo es complicado, sin esos nueve sería imposible tener una actuación digna. No podían regresarlos como a los traviesos de Ecuador antes de la Copa América.

Es absurdo pensar que los casados estarán en plenitud cuando tienen un problema que atender en casa justo al regresar, porque muchas esposas pueden consentir que sus maridos vayan de fiesta, pero el ridículo internacional al que están expuestas no es fácil de ignorar.

El ¡Fuera Osorio! del domingo ya era una mala señal y la reconciliación solo puede darse en la cancha. A ésta generación y cuerpo técnico le restan pocas oportunidades de lograrla.


Juan Carlos Zúñiga
juanzu45@hotmail.com • twitter@JC_Zuniga

De nueva cuenta la selección nacional se desestabiliza previo al inicio de la Copa del Mundo, después de que se destapara la fiesta en la que varios seleccionados se vieron inmiscuidos (el sábado después del partido contra Escocia), las críticas y en algunos casos la exageración no se hizo esperar.

¿Por qué hacen esto los seleccionados? Entiendo perfecto el término tiempo libre, claro que son humanos y que deben despejarse antes de entrar en máxima concentración, lo que es difícil de entender es el por qué se exponen, por qué no aprenden de los errores del pasado. Tristemente el futbolista nacional no madura, no logra entender que para estar en una competencia de alto rendimiento se debe llegar al cien, no hay por qué arriesgar el prestigio. Es un asunto que molesta, que levanta polémica, pero sobre todo, que distrae a los seleccionados.

Ayer Héctor Herrera se ausentó del entrenamiento argumentando un tema personal, por supuesto que le pasó factura la fiesta y la exhibición a nivel nacional, y en vez de estar concentrado en el juego frente a Alemania, por su cabeza deben de pasar muchos asuntos familiares. Y eso no está nada bien, cuando faltan 10 días para el debut del Tricolor ante los germanos.

Afortunadamente el grupo está mentalmente a tope, tienen un líder que es capaz de alzar la voz y exigir que se comporten, Rafael Márquez sigue siendo la voz cantante del Tri y seguramente ya puso orden al interior del equipo.

Dicen que de los errores se aprende (aunque por desgracia ésta no ha sido la primera, pero sí espero que sea la última fiesta de los seleccionados en la historia) y ojalá que este grupo entienda que se deben comportar a la altura, este Mundial es una ¡oportunidad única para trascender!

Padrinos, desde este jueves nos leemos desde Rusia. Vamos a vivir al máximo la Copa del Mundo.


David Medrano Mora
aureliomedranomora@gmail.com • twitter@deividmedrano

Entiendo que haya gente que defienda lo que hicieron los jugadores después del partido ante Escocia, que es su tiempo libre y pueden hacer con ello lo que quieran. De acuerdo. Como también que son figuras públicas y un modelo a seguir para más de medio país. También, es evidente que las repercusiones fueron más que inmediatas, primero con la regañada que les pusieron los directivos, y después con lo que cada uno tendrá que rendir cuentas en su casa, el mejor ejemplo, lo de Héctor Herrera.

Usted imagínese que a menos de 10 días de arrancar un Mundial, un futbolista que tiene programado sea titular, esté preocupado por temas familiares, y no por circunstancias adversas de la vida, sino por una fiesta que se le ocurrió hacer a un grupo de futbolistas de la selección antes de viajar a Europa, evidentemente que no son las mejores formas mentales para enfrentar una justa de tan gran importancia. Mis respetos para el grupo de futbolistas que prefirieron estar con sus familias y prepararse profesionalmente para el viaje mundialista, a ellos pongo la esperanza de que el Tri pueda hacer diferencia en Rusia 2018. De los demás, poco qué comentar, y más por qué no es la primera vez, ya hubo fiestas en Monterrey, Ecuador, Brasil, y esas porque salieron a la luz pública, imagínese de las que ni tenemos idea, no juzgo estas acciones, pero las formas y el poco compromiso que a veces muestran unos futbolistas, son de verdad, de no entenderse.

Muchos jugadores de la selección habían comentado en los últimos meses el verso del cambio de mentalidad, de pensar en grande, de buscar el campeonato del mundo, y con esto, me queda claro que sigue siendo pan con lo mismo, siguen haciendo lo mismo, y ante eso , ninguna mentalidad ni coaching deportivo los hará cambiar. Ojalá que la selección mexicana haga un buen papel en el Mundial, porque si no, no quiero pensar en la reacción de la gente después de la fiesta, sumada a una desastrosa actuación.


Heliodoro Hinojosa
heliodoro.hinojosa@multimedios.com • twitter@heliodoroh

Algo tiene que hacer Juan Carlos Osorio con su equipo porque ahora sí me queda claro que no se estará al cien por ciento en Rusia 2018 tras el escándalo previo a viajar a Dinamarca.

Lo que se hizo es una irresponsabilidad del tamaño de la Ciudad de México y espero que los jugadores entiendan la magnitud.

No digo que eviten la fiesta o hagan con su vida el desmadre que quieran, pero para todo hay tiempos y hacerlo en la antesala de un Mundial es una locura.

Desestabilizaron al grupo, decepcionaron a algunos y en ciertos casos dañaron la relación familiar, razón suficiente para estar físicamente concentrados, pero mentalmente en la luna.

La situación de Héctor Herrera es muy clara, quién se iba a imaginar que debía abandonar a México en plena concentración mundialista.

El caso de otros jugadores que no pidieron permiso, pero la relación matrimonial está afectada al grado de no poder explicar ni por teléfono qué pasó.

Vaya locura.

Qué irresponsabilidad, pues con su fiestecita dañaron la estabilidad de un grupo, de un país que aún cree y tiene fe. Vaya daño a la marca selección mexicana.

Qué bueno que existes Juan Carlos Osorio, que al menos dentro de toda esta guerra sucia mediática contra ti, nos hiciste un camino ligero para calificar al Mundial.

Que dentro de toda la crítica hoy algo harás y como tuyo el problema de unos cuantos que te han hecho más pesado el camino hacia Rusia 2018.

Hoy la táctica o estrategia han pasado a un segundo plano en tu libreta de apuntes, qué lástima por ti, escuché a un jugador decir que vivías para la selección, cosa donde no tuviste reciprocidad.

Sálvanos Juan.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.