• Regístrate
Estás leyendo: Responsabilidad médica
Comparte esta noticia
Jueves , 13.12.2018 / 12:20 Hoy

Escuela Libre de Derecho de Puebla

Responsabilidad médica

Varios autores

Publicidad
Publicidad

Existe una creciente necesidad de hombres y mujeres que buscan mejorar su apariencia recurriendo a médicos o profesionales de la salud para embellecer aquello que no les agrada de sí mismos, desde eliminar manchas, acné o arrugas por la edad, mediante la aplicación de botox, ácido hialuronico, hasta cirugías de nariz, pómulos, implantes de seno, liposucción, lopiinjertos o aplicación de metil-metacrilatos (acrílico-plástico) etc., pero la recomendación es no solo acudir ante el profesional que recomiende algún amigo, conocido, o familiar, las personas interesadas deben indagar que el médico tenga los estudios profesionales, certificaciones y en general conocimientos y práctica suficiente para esa mejora o necesidad.

Tenemos un gremio médico plástico, estético y reconstructivo (Amcper), un gremio médico estético, también hay médicos cosméticos, especialistas en aplicación de células madre, incluso clínicas de belleza; y ante la creciente demanda de personas por estas prácticas, también crecen las demandas, denuncias y quejas a médicos, por mala praxis, negligencia, impericia, falta de cuidado, falta de conocimientos o de atención a sus pacientes, quienes contratan a los abogados, para defenderlos por delitos previstos y sancionados por el Código Penal en la sección de “responsabilidad médica” y “delitos contra la vida y la integridad corporal”, así como defender a aquellos médicos o profesionales de la salud y belleza que no les es reprochable algún ilícito o responsabilidad.

Las instancias a las que los abogados acudimos en un conflicto, van desde la Comisión Estatal o Nacional de Arbitraje Médico, como medios alternativos de solución de conflictos, con crecimiento y aceptación muy importante, por la neutralidad de mediadores o árbitros, hasta las Fiscalías Generales de Justicia y Tribunales civiles a efecto de demandar el pago de la reparación del daño a la víctima.

Sin embargo, lo más importante es informarse antes de someterse a una intervención por sencilla que parezca, ahora existe transparencia en redes y medios electrónicos, de médicos certificados quienes nos pueden orientar sobre los riesgos de aplicación de sustancias como la toxina botulímica que paraliza los músculos y evitar charlatanes que por la cantidad de $300 pesos aplican aceite u otro componente que produce cáncer o efectos irreparables en la salud de las personas.

Si eres víctima o conoces a alguien que lo fue, busca abogados especializados en demandar y denunciar a quien ha dañado tu salud, exigiendo la reparación del daño o hasta la prisión por mala praxis.

RAFAEL CASCO MONJARÁS
monjaras1717@gmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.