• Regístrate
Estás leyendo: Amnistía Internacional en Hidalgo
Comparte esta noticia
Viernes , 21.09.2018 / 04:04 Hoy

Meza de Redacción

Amnistía Internacional en Hidalgo

Tania Meza Escorza

Publicidad
Publicidad

La asociación civil defensora de derechos humanos más poderosa del planeta llega por primera vez al estado de Hidalgo.

Amnistía Internacional cuenta con 8 millones de integrantes en todo el mundo, y aunque tiene presencia en 150 países, influye en los gobiernos de prácticamente todo el planeta, en materia de Derechos Humanos.

En esta semana, Amnistía Internacional estará de manera oficial en nuestro estado, para llevar a cabo labores de incidencia con las organizaciones de la sociedad civil locales, así como para efectuar diversos eventos públicos, entre los que destaca la inauguración de la exposición gráfica “Soy mujer y mis derechos van donde yo voy” sobre violaciones a Derechos Humanos de las mujeres migrantes.

Amnistía Internacional es un movimiento global cuya única fuente de financiamiento son las aportaciones de sus 8 millones de integrantes, y no recibe ni un centavo de los gobiernos.

El objetivo de la organización es realizar labores de investigación y emprender acciones para impedir y poner fin a los abusos graves contra los derechos civiles, políticos, sociales, culturales y económicos y pedir justicia para aquellas personas cuyos derechos han sido violados.[]

Amnistía Internacional fue fundada en Londres el 1 de octubre de 1962. Tras la publicación del artículo “The Forgotten Prisoners” en The Observer el 28 de mayo de 1961,[] escrito por el abogado Peter Benenson, quien luego de enterarse por los medios de comunicación de la detención y encarcelamiento de dos estudiantes portugueses por haber hecho un brindis por la libertad bajo la dictadura salazarista, escribe y difunde una carta llamada “Una Amnistía”, la cual tuvo gran difusión mediática y de boca en boca.

Ante el éxito de esta misiva, Benenson decidió formar una organización cuyos integrantes tratasen de lograr la liberación de los encarcelados por sus opiniones, cuidar de que tales presos recibiesen un trato justo, desarrollar el derecho de asilo y ayudar a los refugiados a encontrar trabajo, además de instar a la creación de un mecanismo internacional efectivo para asegurar la libertad de opinión y expresión. Benenson y sus colaboradores llegaron a la conclusión de que el medio más efectivo para alcanzar esos fines era el uso de los medios masivos de comunicación.

El primer informe oficial de Amnistía Internacional se refirió a la situación de las prisiones en la Sudáfrica del apartheid y fue publicado en 1965, un año después de la celebración de un juicio que había desvelado el uso sistemático de la tortura por la policía sudafricana durante los interrogatorios a los miembros de la mayoría negra detenidos o presos, muriendo algunos de ellos como resultado de los golpes, de las descargas eléctricas o de los azotes con el “sjambok” (látigo hecho de piel de rinoceronte) que recibían. Ese mismo año la organización fue reconocida por la ONU, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, la Cruz Roja Internacional, la Comisión Internacional de Juristas y otras asociaciones de Derechos Humanos, además de conseguir el rango de organismo consultivo del Consejo de Europa.

A partir de los años sesenta, la Asamblea Internacional de AI adoptó como uno de sus principales fines el cumplimiento del artículo 5 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos de la ONU de 1948: “Nadie será sometido a tortura o a tratamiento o castigo cruel, inhumano o degradante”.

Desde ese momento y hasta la fecha, la lucha contra la tortura ha sido una de las principales causas de Amnistía Internacional. En la actualidad, muchos de sus objetivos están relacionados con esta lucha. Los principales objetivos de AI son: Liberación de toda persona prisionera de conciencia, encarcelada por el ejercicio de su derecho a expresar sus creencias y opiniones de forma pacífica, exigencia de juicios justos,[, ], abolición de la tortura y de todo castigo denigrante a personas encarceladas, denuncia de desapariciones forzadas, abolición de la pena de muerte, condena de abusos tales como la toma de rehenes, la tortura y muerte de detenidos, así como las matanzas intencionadas y arbitrarias, sin importar quién sea el autor ni con qué fin, protección de los derechos humanos de las personas refugiadas, solicitantes de asilo, migrantes y desplazadas internas.

Liliana Velázquez, presidenta de Amnistía Internacional México, llega a Hidalgo junto con su equipo de trabajo este miércoles 9 de septiembre con la conferencia sobre la situación de violencia contra periodistas en el país. El viernes 11 de septiembre a las 18:00 horas, se inaugura la exposición “Soy mujer y mis derechos van donde yo voy” la cual forma parte de la campaña “Mi cuerpo, mis derechos”, que enfatiza los derechos humanos de las mujeres migrantes, quienes sufren todo tipo de violencia durante su trayecto. Finalmente, el sábado 12 Amnistía impartirá un taller sobre derechos sexuales y reproductivos. Todas las actividades públicas se efectuarán en la Fundación “Arturo Herrera Cabañas”, en el centro de Pachuca.

@taniamezcor

FB: Tania Mezcor

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.