• Regístrate
Estás leyendo: Juegos Olímpicos sin payasadas
Comparte esta noticia
Domingo , 21.10.2018 / 21:14 Hoy

Estado fallido

Juegos Olímpicos sin payasadas

Susana Moscatel

Publicidad
Publicidad

Cuarto día y la verdad no he escuchado a nadie decir "qué falta hacen los comediantes mexicanos haciendo de las suyas en Brasil durante estos Juegos Olímpicos". No me malentiendan, nadie en el mundo como El Güiri Güiri, Víctor Trujillo o Derbez para hacer las cosas bien. Pero considerando el actual talento cómico que trabaja en las televisoras abiertas, es como para dar gracias a los dioses griegos, culpables de todo este asunto, para empezar, de que ellos no compraron los derechos en esta ocasión.

En algún momento del mundo tuvimos a los mejores comediantes de nuestro país descubriendo mundos nuevos junto al deporte, pero por más bien que me puedan caer las personas que interpretan a los personajes, ¿se imaginan el atasque que nos hubiésemos tenido que fletar de El Vítor o El Capi do Brasil si Televisa y Azteca estuvieran transmitiendo todo desde allá? Gracias, señores, por ahorrarnos esa pesadilla. Ya tenemos suficiente con los memes molestando a nuestras gimnastas por pesar más de 42 kilos (no tienen vergüenza) como para agregarle sal a la herida.

Y hablando de más payasos... Ni de broma el mejor Guasón

Después de leer las declaraciones de Jared Leto sobre su frustración de que El Guasón salió en tan pocas escenas, quisiera que alguien en Hollywood le dijera al ganador del Oscar que cuente sus bendiciones. Sin ser fan del género, pero ya con toda la autoridad que me dio ver la película y todas las anteriores que contenían a este personaje, puedo asegurarle que no hay manera que Leto, por más fantástico actor que sea —y vaya que lo es— llegue a los niveles de locura que nos proyectó Heath Ledger en su momento. ¿Y Jack Nicholson? ¡Jamás!

Claro, no estoy diciendo que esté al trágico mal nivel de Jim Carrey cuando hizo El Acertijo, porque tampoco. Pero hasta los antes mencionados hubiesen tenido un buen reto quedándose con la atención del público ante una Harley Quinn interpretada por la espectacular Margot Robbie. No lo sé, creo que el hermoso Jared pudo haber aprendido algunas cosas hasta de César Romero. En lugar de eso la sensación que nos provocó a varios que lo comentamos es que estaba tratando de superar la enfermedad y psicosis del personaje que hizo Heath Ledger (quizás las que se acabaron llevando al mismo Heath). No lo logró. Y no debe haber otra película de este Guasón en solitario, como lo desea Jared. Ojalá lo deje pasar y ya. No queremos más tragedias con los mejores actores del mundo.

¿En serio?

¿El actor de Star Wars John Boyega admitió que cachó un Pikachú durante la filmación del Episodio VIII? ¿Eso hubiera pasado con George Lucas a cargo?

Twitter: @SusanaMoscatel

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.