• Regístrate
Estás leyendo: ¡Eso no es feminismo, Hollywood!
Comparte esta noticia
Viernes , 20.07.2018 / 21:25 Hoy

Estado fallido

¡Eso no es feminismo, Hollywood!

Susana Moscatel

Publicidad
Publicidad

Faul Fieg, director de las Cazafantasmas, declaró una y otra vez que la razón por la que eligió un elenco completamente femenino era simplemente porque ellas cuatro son las personas que más lo hacen reír en el mundo. Puede uno estar de acuerdo o no, pero seamos claros, desde la primera conferencia de prensa que este equipo dio el primer día de su filmación fueron claros y contundentes que esta no era ninguna batalla por los derechos de las mujeres en el cine (o en ninguna parte), sino el mejor elenco posible para este director en este momento.

Perfecto. Después de vivir el proceso bastante de cerca les creo. Después de que nos pidieran insistentemente que al hablar con ellas no les volviéramos a preguntar eso (ya estaban hartas de la misma y la misma pregunta), les creemos. Lo que no puedo creer es el proyecto que se acaba de anunciar: Oceans 8.

¿Cuál es mi problema con esto? Que aparte de que se habla de Anne Hathaway, Rihanna, Sandra Bullock y (para mí la mejor actriz del mundo en este momento) Cate Blanchett como parte del elenco, se está hablando de una versión “femenina” de las películas de Steve Soderberg (quien ahora aparentemente produce) con Clooney, Pitt, Damon y anexas.

Por lo visto, el mundo ya olvido a Frank Sinatra, Dean Martín y Sammy Davies Jr., entre otros grandes amigos del Rat Pack en la versión original de Oceans 11 de 1960. Y es que ahí estaba todo el chiste de la original y de los remakes. La entrañable amistad entre un grupo de personajes glamorosos y sospechosos, tan conocidos en la vida real como en la ficción por sus potenciales fechorías. Amigos. Club de Toby.

Lo mismo con Clooney, Soderberg y sus secuaces. Hicieron esas películas, y lo dijeron una y otra y otra vez, para divertirse entre cuates. Ninguno cobró lo que acostumbra. Ninguno se quejó. Se la pasaron bomba.

Ahora díganme, ¿por qué habríamos de reinterpretar esas relaciones de la vida real llevadas a la pantalla con historias de ladrones en Las Vegas, a través de un grupo de mujeres que nada tienen que ver entre ellas? ¿O acaso creen que Rihanna y Cate se juntan seguido a echar el chal? ¿A dominar el mismo mundo? ¿A jugar póker?

Si las mujeres de Hollywood no quieren seguir cobrando y siendo tratadas como personajes de segundo plano es hora de que dejen de hacer “la versión femenina de…”, algo muy, muy masculino. Las mujeres no queremos ser hombres. Solo queremos las mismas oportunidades de brillar con nuestras propias historias. En este caso, no me imagino peor manera de hacer eso.

¿En serio?

¿Por qué nadie invita a la fiesta en Las Vegas a la que fue Alejandro Fernández? ¡Se ve que estuvo épica! ¿Qué sigue, Cinco nacas asaltan en Las Vegas?

susana.moscatel@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.