• Regístrate
Estás leyendo:
Comparte esta noticia
Martes , 19.06.2018 / 04:35 Hoy

Estado fallido

¡A darle 'Peluches'!

Susana Moscatel

Publicidad
Publicidad

Quiero contarles una historia de los tiempos en los que hacer televisión abierta en nuestro país aún nos regalaba la esperanza de que los resultados serían importantes para la sociedad.

Y quiero decirles que esas mismas personas siguen trabajando y peleando cada día para que así sea. Por eso no podría celebrar más el regreso de Los Peluches a Tv Azteca, encabezados como siempre por la incansable productora Hilda Soriano y ahora dirigidos por el talentosísimo Fernando Bonilla.

Sé que por ahí de 1997, cuando quien les escribe apenas era una reportera novata en la entonces bastante joven televisora, siempre la apertura por parte de la producción para que nos acercáramos, aprendiéramos, preguntáramos y francamente la pasáramos de maravilla, era algo fuera de serie.

Los Peluches vivían en lo que entonces se conocía como El Gallinero, en la parte trasera de Tv Azteca y compartían espacio con el Carisaurio y el equipo de Caritele. (Habían grandes mitos tipo Toy Story de lo que pasaba en ese lugar, cuando todos se iban a casa —que era casi nunca—, por cierto).

Me imagino que las batallas para hacer la enorme sátira política que lograban entonces eran épicas, pero eso nunca los detuvo para hacernos llorar de la risa con sus Hechos de Peluche, que parecían un franco milagro de la libertad en términos de sátira política para sus tiempos. Quisiera decir que ya fuimos para adelante después de eso, pero tristemente los intereses de la televisión abierta provocaron por años el efecto contrario. Un retroceso total, burdo, descarado y que le costó todo en credibilidad al medio en general.

Así que ahora estamos aquí. Tantos años después y con lo que nos han prometido es “el nuevo Azteca”. Uno más libre. Y no me imagino mejor espacio para demostrarlo que con el regreso de estos medio muppets satíricos que recaudarán las personalidades desde Donald Trump (fácil de satirizar) hasta Enrique Peña Nieto (no tanto en la tele abierta).

Me da orgullo ver gente tan persistente y profundamente talentosa como mi profundamente admirada Hilda Soriano de nuevo al frente de esta batalla. A Fernando Bonilla, que es un director que ha ganado un importante lugar en los escenarios nacionales, más allá del hecho de ser hijo de uno de los mejores actores que México le ha dado al mundo.

A cada uno de los que están detrás de este proyecto, sé que saben el peso y la importancia histórica que tiene, simplemente porque lo hicieron por primera vez cuando parecía imposible. Ahora pereciera igual de complicado, pero los conozco desde hace casi (ooops) 20 años a casi todos ellos y sé qué nivel de compromiso se cargan.

Si Televisa ya puede tener una (gran) telenovela, donde hasta se tocan los temas de las redes de prostitución en algunos gobiernos (pura ficción, ¿verdad?) Los peluches deberían poder hacer lo que sea necesario para darle voz a todos aquellos que no la han visto en su pantalla por años.

Un aplauso a Benjamín Salinas y a todos los responsables por este regreso. Yo todavía tengo mi disco de Hechos de Peluche Vol. 1, de esos tiempos y sigo riendo sin control con La Paca y “La Cumbia del Encanto” (Te cambio la pala por el bat). Imaginen las maravillas que ahora podrán hacer con los horrores que tenemos alrededor si de sátira libre se trata.

Twitter: @SusanaMoscatel

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.