• Regístrate
Estás leyendo: Ideas felices
Comparte esta noticia
Sábado , 21.07.2018 / 13:05 Hoy

Negocios en Movimiento

Ideas felices

Sergio Luis Naumov

Publicidad
Publicidad

El mundo de los negocios está lleno de “ideas felices”, es decir, de buenos deseos, intenciones, ah, de estos ¡no faltan! Somos muy buenos para proponer y augurar todo lo maravilloso que pueda ser, y sobre todo con nuestro magno esfuerzo que muchas veces se queda muy corto y limitado con base en lo que nos propusimos.

De hecho la época que más florecen estos buenos deseos, o como dice un director amigo, “ideas felices”, es entre octubre y diciembre.

Son los tiempos de preparar los presupuestos y las metas estratégicas y operativas del próximo año; es cuando más surgen este tipo de propuestas.

Veamos algunos ejemplos:

• Deseamos ser más competitivos y productivos.

• Tener la mejor fuerza de trabajo.

• Nuestro personal es “la piedra angular de la empresa”, gracias a él somos competitivos.

• Crecer en el mercado y ser más competitivos en los productos y servicios que ofrecemos.

• Mejorar continuamente los procesos de producción.

• Ser más eficientes en el área de mantenimiento.

• Reducir el costo de producción, para ser más eficientes.

• Establecer sistemas que faciliten el flujo de la información y mejoren la toma de decisiones.

• Crecer y penetrar en el mercado nacional e internacional.

• Superar a la competencia en la calidad que ofrecemos a los clientes.

• Ser los líderes en el mercado nacional.

• Seguir desarrollando a nuestro personal para ser mejores que nuestra competencia.

• Desarrollar e implementar el sistema de seguridad e higiene para evitar y prever accidentes en el trabajo.

• Buscar tener un mejor margen de utilidad.

• Cumplir con los requisitos establecidos por las leyes competentes.

• Implementar certificaciones de seguridad, calidad y manejo del buen ambiente de trabajo, así como el cuidado del ambiente ecológico que nos rodea.

• Reducir sustancialmente el número de quejas al cliente.

¡Bueno, bueno!

Así podríamos seguir llenando las hojas y formatos de tantas buenas ideas.

Pero desafortunadamente no pasarían de ahí, por lo que sugiero lo siguiente:

• Siempre poner a describir un número, ya sea en número específico y/o absoluto, en porcentaje o medida, para ser más específico.

• Evitar las palabras “deseamos, queremos, buscamos, ser los líderes, seguir, superar, tenemos lo mejor, pensamos que…, continuar…”

Son palabras HUECAS, que solo se escuchan bonitas, pero NO DICEN NADA.

• Mejor describir expresiones, como: Reducir en un x %, Mejorar el... en un x%, incrementar en un y %, abrir x sucursales, implementar los siguientes procesos, tareas o acciones, o alguna expresión cuantitativa.

Para poder hacer una buena planeación, se debe ser más contundente y directo, sin darle tantas vueltas, sin temor, sin que les tiemble la mano.

¡Hay tarea!

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.