• Regístrate
Estás leyendo: ¿FINTECH?
Comparte esta noticia

Prospectivas

¿FINTECH?

Saúl Barrientos

Publicidad
Publicidad

La tecnología ha transformado al sector financiero; producto de estos innovadores avances hay una gran cantidad de modelos de negocio que no contaban con regulación y supervisión de las autoridades sobre las operaciones financieras que hacen con sus clientes.

Para hacer frente a esta situación, en el Congreso de la Unión ha sido aprobada una ley para dotar de un marco jurídico a los servicios de tecnología financiera (FINTECH, por su acrónimo en inglés), pero ¿cómo impacta esta ley en la vida de los mexicanos? Aquí un panorama general.

Primero. Las instituciones de tecnología financiera o empresas FINTECH las debemos entender como aquellas plataformas que facilitan las operaciones y servicios financieros. Si tuviéramos que mencionar los grandes rubros a los que se dedican, destacan: pagos electrónicos (monedero y compras en línea o transferencias de dinero), financiamiento e inversión, uso de activos virtuales (criptomonedas y divisas electrónicas) y asesoría financiera. Es decir, son empresas que ofrecen servicios financieros basados en nuevas tecnologías.

Segundo. Sobre si llegan o no a sustituir a los bancos, debemos señalar que, si bien le compiten actualmente una porción de clientes, lo cual genera siempre cosas positivas como acceso a créditos más baratos y mejores servicios, no es del todo cierto que llegan a sustituir sino a complementar y a competir en algunos rubros. De hecho, muchos bancos hoy están invirtiendo en FINTECH para llegar a nuevos clientes y para mejorar esos servicios de los que todos alguna vez nos hemos quejado.

Tercero. Una de las áreas más interesantes que desarrollan las FINTECH es el llamado Crowfunding (financiamiento colectivo de proyectos), aquí las plataformas digitales ponen en contacto a emprendedores con personas interesadas en invertir a través de su participación en esquemas de deuda, de capital y de copropiedad o regalías. En este sentido, es importante destacar que las FINTECH brindan acceso al financiamiento a segmentos que normalmente no son atendidos por las instituciones tradicionales.

Cuarto. El objetivo de la llamada Ley FINTECH es dotar de reglas que permitan disminuir los riesgos y fomentar el desarrollo de estas empresas. Entre otras cosas, la ley considera que la Comisión Nacional Bancaria y de Valores dé la autorización para la operación de estas empresas; dar un marco jurídico flexible que no frene la innovación; que, en su caso, Banco de México regule las monedas virtuales; que las FINTECH den a conocer toda la información necesaria para que sus clientes puedan identificar riesgos; asimismo, considera medidas contra el lavado de dinero.

Se trata de darle cauce legal, de darle certidumbre a la gente con una regulación similar a la de las instituciones financieras tradicionales, pero también de seguir impulsando esta revolución tecnológica. La tecnología ya había llegado al sector financiero, ahora llegó a la ley.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.