• Regístrate
Estás leyendo: 28 Aniversario PRD
Comparte esta noticia
Lunes , 10.12.2018 / 12:32 Hoy

Columna de Sarkis Mikel Jeitani

28 Aniversario PRD

Sarkis Mikel Jeitani

Publicidad
Publicidad

Veintiocho años después de haber fundado el Partido de la Revolución Democrática (PRD) se ha convertido en un partido clásico de la teoría política izquierdista que surgió en la época de la decadencia de los partidos políticos, el descontento para con el sistema de partidos y las deficiencias de la actuación del sistema de la llamada democracia por el alejamiento de los partidos con la sociedad, así como de las instituciones políticas de sus grandes funciones como conductas de expresión de la opinión de los sectores sociales para canalizar la participación ciudadana en la toma de decisiones y representar al pueblo para expresar sus exigencias y necesidades.

Se olvidaron que son la fuente de legitimidad del sistema de la llamada democracia en el Estado moderno, aunado a que son el mecanismo del sistema político para resolver los problemas del ejercicio del poder, factores por los cuales los ciudadanos dieron por hecho que el sistema de partidos estaba fallido y sin presencia en el país. Los electores se expresarían en el vacío y conexión de los marcos de referencia y alternativas, además ausente del factor de la efectividad, competitividad que permite que los controles puestos a las autoridades de los gobiernos locales, estatales y federales sean reales, autónomos, porque todo estaba girando dentro de la órbita del único partido homogéneo "PRI" que centraba todos los poderes en México.

En esta complicada crisis del sistema de partidos, ha sido el PRD actor protagonista representado principalmente por nuevas estructuras que se suceden y transforman radicalmente a lo largo de este período en lo que fue el Partido Comunista Mexicano (PCM) junto con otras organizaciones de izquierda que se transformaron en 1981 en el Partido Socialista Unificado de México (PSUM), posteriormente en 1987 se convirtió en el Partido Mexicano Socialista (PMS); ese junto con varias organizaciones e instituciones políticas como el Partido Socialista de los Trabajadores (PST) transformado en el Frente Nacional Cardenista y diversos personajes de los priistas renegados de su propio partido el PRI (de la corriente democrática) que por diversos intereses y razones personales se transformó en 1989 en el PRD, lo que permitió su formación política como la institución izquierdista mexicana auténtica, que generó un debate nacional en el seno del poder legislativo derivado de la pérdida de las elecciones de la presidencia de la República Mexicana en 1988, siendo motivo del supuesto fraude electoral contra el candidato presidencial Cuauhtémoc Cárdenas; así fue la declaración real de la creación del PRD como apoyo al candidato. Estos hechos proporcionaron la competencia real para generar un cambio cualitativo en la forma de hacer política en México; así pues, se ha mantenido desde entonces como la tercera fuerza electoral del país.

Para trabajar por la transición de la llamada democracia a la distancia de 28 años, podemos decir que tales objetivos no se han cumplido al cien con toda la inesperada insurgencia cívica de 1988 y la experiencia de lucha de la izquierda partidista, aunque fue por más de dos décadas un actor protagonista y polémico de la vida política nacional. En efecto, el PRD cayó en el juego como todos los partidos dentro de la misma órbita del PRI, por ello, la crisis se incrementa día a día y el hartazgo hacia ellos inconforma a la sociedad contra el sistema de partidos.

El escenario del PRD pinta complicado en todo el país y más aún en el estado de Hidalgo, en donde está a punto de desaparecer, quedándose en manos de dos tribus ajenos de la izquierda como son: el profesor José Guadarrama y el Senador Isidro Pedraza. Por ello, la ausencia de liderazgo es lo que ahora parece ser una crisis más del PRD; falta identidad, dado que sus dirigentes ni son de izquierda, la única línea de ellos es hacer negocios personales y llegar al poder e incluso lo visto es que esta crisis podrá ser la desaparición de este partido.

Por lo anterior, aprovechando el vigésimo octavo aniversario del PRD, no sólo se trata de cortar un pastel, sino que se reflexione ante la crisis que vive el partido la cual puede ser la última oportunidad para consolidar un proyecto de puestos ideológicos y pragmáticos que tengan como referente recobrar la confianza de los electores o de lo contrario, se augura continúe siendo la cueva de Ali Babá como lo que está ocurriendo en el Estado de Hidalgo.

colegiolibredehidalgo@gmail.com
www.colegiolibredehidalgo.com.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.