• Regístrate
Estás leyendo: Surge Carranza
Comparte esta noticia
Domingo , 24.06.2018 / 02:15 Hoy

Tiempo vivido

Surge Carranza

Rodolfo Esparza Cárdenas

Publicidad
Publicidad

Los acontecimientos en contra del gobierno de Madero, presentaron un negro panorama para el gobernador de Coahuila, quien actuó en consecuencia. Mantuvo organizados las fuerzas irregulares y para su instrucción, obtuvo los servicios del Teniente Coronel Luis G. Garfias y el capitán Jacinto B. Treviño; creó nueve unidades, como la de los mineros del centro de Coahuila llamada “Mariano Escobedo” y escribió a los gobernadores de Chihuahua, Sonora y Durango a celebrar una junta en San Pedro de las Colonias. Se interpretó este actuar como preparativos de una rebelión, pero su invitación a maderistas de hueso colorado: Maytorena, Abraham González, Rafael Cepeda Francisco Coss, Eulalio y Luis Gutiérrez, desmentiría esa intención.

El comunicado de Huerta del 19 de febrero de 1913, propició que en las últimas horas de ese día, el Gobernador Carranza convocara a su casa a los diputados locales, quienes enterados de la situación emitieron el decreto 1421 con dos artículos y un económico. Por el primero se desconoció a Huerta en su carácter de Jefe del Poder Ejecutivo e igual los actos y disposiciones que con tal carácter dictara; el segundo concedió facultades extraordinarias al ejecutivo en todos los ramos de la administración y para que procediera a armar fuerzas para el sostenimiento del orden constitucional de la República. Fue este punto del Decreto 1421 del 19 de febrero de 1913, la piedra angular para que se sostuviera el liderazgo de movimiento constitucionalista, desde este momento hasta la promulgación de la Constitución de 1917, al otorgarle el poder y soporte legal para convocar a una revolución.

Las fuerzas originales con que inició Carranza su movimiento: en Saltillo 30 hombres al mando del Teniente Coronel irregular Francisco Coss; en Torreón, 60 individuos al mando de Teniente coronel irregular Jesús Carranza y pequeños destacamentos sobre la vía del ferrocarril Saltillo-Piedras Negras a los órdenes de Alberto Guajardo con cuartel el Melchor Múzquiz, todas las fuerzas sumaban 300 hombres, más 200 del Regimiento Auxiliar “Carabineros de Coahuila” bajo el mando de teniente coronel irregular Pablo González y que se sumaron luego de trasladarse de Julimes, en el Estado de Chihuahua, tras el llamado de Venustiano Carranza a concentrarse en Coahuila. Lo anterior da idea del gran esfuerzo realizado, tras la firma del Plan de Guadalupe, para ir conformando la revolución constitucionalista, pero también del descontento que había en el país y el anhelo de restablecer el orden constitucional de 1857.


r_esparzac@yahoo.com.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.