• Regístrate
Estás leyendo: El tintinar de la estrella de Ponce
Comparte esta noticia
Domingo , 27.05.2018 / 22:40 Hoy

Tiempo vivido

El tintinar de la estrella de Ponce

Rodolfo Esparza Cárdenas

Publicidad
Publicidad

Los zacatecanos tienen la convicción que su preciosa ciudad fue el bandullo fecundo que pobló el norte de México, y tienen razón; de ahí salieron avanzados, conquistadores y colonos que expandieron las fronteras de la Nueva Galicia y dieron luz también al Reino de la Vizcaya, de la cual fueron parte las tierras de la Laguna, región que siguió recibiendo migraciones del país de los zacatecos, de Michoacán, Durango, Chihuahua, Yucatán, etc. sobre todo terminada la Revolución y durante el auge algodonero, contribuyendo con sus formas de ver la vida, costumbres y culturas propias de todo orden, a la pujanza de La Laguna, aunque se nos olvida reconocerles.El título quizá parezca contradictorio, porque ¿cómo puede tintinar una estrella? si acaso valdría rutilar; pero no, es una Estrellita que encierra sonidos armoniosos, los cuales cultivaron en su tiempo a miles, incluyendo a Caruso, Fleta, Tito Squipa, Venturini, y actuales como Plácido Domingo y cientos de cantantes populares por todo el orbe; obra de Manuel M. Ponce (1886-1948), zacatecano universal de Fresnillo. En 1904, después de triunfal gira por EEUU fue a Europa a estudiar en el Liceo Musical de Bolonia y en el Conservatorio de Berlín. Al regresar a México en 1909, se integró al Conservatorio Nacional donde sustituyó a Ricardo Castro como profesor de piano, donde fueron sus alumnos Carlos Chávez, Salvador Ordoñez, Antonio Gomezonda, entre otros grandes de la música nacional, para luego ser Director del mismo. Instituyó la cátedra del folclor mexicano porque fue defensor de la música mexicana y promotor de que los nuevos músicos en lugar de reproducir las propuestas extranjeras, escribieran conservando elementos de auténtico sabor popular; es decir, activista del nacionalismo musical, parte del movimiento que en la plástica, la literatura, el teatro, etc. produjo la Revolución Mexicana, para superar el afrancesamiento porfiriano. Predicando con el ejemplo escribió Marchita el Alma, Ven, La barca del marino, A la orilla de un Palmar, pero también sus Rapsodias Mexicanas, Balada Mexicana, Concierto para Violín y desde luego Estrellita, escrita en 1912, inspirándose en un lucero que vio centellar a través de la ventanilla del tren que lo llevaba de Zacatecas a Aguascalientes.Cuando en 1943 se le preguntó si su música le había dado beneficio económico, respondió que no, que Estrellita pudo haberlo hecho rico, pero haberla compuesto en plena Revolución, impidió reclamar derechos y muchas casas extranjeras sin escrúpulos, hicieron ediciones a su antojo, y hasta esa fecha, pese a las gestiones hechas, seguía sin recibir pago de derechos. Ilustrador ejemplo.


r_esparzac@yahoo.com.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.