• Regístrate
Estás leyendo: La ciudad más progresista del país
Comparte esta noticia
Sábado , 23.06.2018 / 04:37 Hoy

Perdón, pero...

La ciudad más progresista del país

Roberto Blancarte

Publicidad
Publicidad

Parecería imposible. Sin embargo, de las próximas elecciones para formar el Congreso Constituyente de la Ciudad de México y del comportamiento de los elegidos depende el fortalecimiento o el debilitamiento de muchas de las libertades penosamente adquiridas durante los años recientes. Los retrocesos existen. Ya hemos visto cómo, de la manera más cínica e irresponsable posible, muchos legisladores del PRI y del PAN, acompañados por más de algún petista y ahora morenista, introdujeron en 16 constituciones estatales la noción del derecho a la vida, "desde la concepción, hasta la muerte natural". Ahora quisieran aprovechar la oportunidad de que se redactará una Constitución para la Ciudad de México y presionan con el objeto de que los ciudadanos, sobre todo sus mujeres, pierdan lo ya adquirido. La Marcha por la vida tuvo lugar este pasado 23 de abril. Sin embargo, ésta no convocó a las masas que los organizadores hubieran querido. Tan pocas personas acudieron, que los propios organizadores omiten el número en sus reseñas. La manifestación fue una prueba más bien del respeto a la pluralidad de opiniones, pero que en este caso es francamente minoritaria.

Lo cierto es que la Ciudad de México se manifiesta, cada vez más, como la ciudad más avanzada en materia legal, pero al mismo tiempo con la población más tolerante, abierta, incluyente y progresista de todo el país. Así, por ejemplo, la Encuesta Nacional de Opinión Católica, realizada en México en 2014, mostraba que, ante la pregunta: "Está usted de acuerdo o no con que la mujer pueda hacerse un aborto cuando el embarazo es resultado de una violación", la respuesta a escala nacional de los católicos era 71 por ciento de acuerdo. Pero en la Ciudad de México dicho porcentaje aumentaba a 77 por ciento, mientras que en el Occidente del país el porcentaje disminuía a un 68 por ciento. La misma pregunta sobre la posibilidad de interrumpir un embarazo cuando la salud de la mujer está en riesgo, que arrojaba un resultado de 67 por ciento de acuerdo de los católicos a escala nacional, aumentaba a 80 por ciento en la Ciudad de México. Y estamos hablando aquí nada más de los católicos. Entre ellos, si juntamos a los que opinan que "por ley, una mujer debe tener derecho al aborto siempre que así lo decida" y los que piensan que "por ley, el aborto debe estar permitido bajo algunas circunstancias", el resultado a escala nacional es de 71 por ciento a favor. Pero en la Ciudad de México, dichos porcentajes suman hasta un 81 por ciento. Solo 19 por ciento de los católicos de esta ciudad opinaba que "por ley, el aborto debe estar prohibido en todos los casos". Una minoría, que esperemos no imponga su opinión.

roberto.blancarte@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.