• Regístrate
Estás leyendo: Élites y transición democrática en México
Comparte esta noticia
Viernes , 17.08.2018 / 01:17 Hoy

Columna de Roberto Arias de la Mora

Élites y transición democrática en México

Roberto Arias de la Mora

Publicidad
Publicidad

En el marco de las celebraciones por el XXIV Aniversario de El Colegio de Jalisco, el día de ayer dimos inicio a los trabajos que continúan hasta el día de hoy, del primer Coloquio de Élites en México, y cuyo plato fuerte corrió a cargo del Dr. Roderic Ai Camp, quien impartió la conferencia magistral en torno a una pregunta por demás pertinente: ¿Cómo ha afectado la transición a la democracia la composición de las elites en México?

Tras compartirnos algunas anécdotas y lecciones de su experiencia como investigador de las elites mexicanas, una tarea que se remonta hacia finales de la década de los años sesenta del siglo pasado, el doctor Ai Camp tuvo a bien compartirnos algunos de los cambios más significativos en los rasgos que han distinguido a las elites gobernantes del país, a partir de un acucioso seguimiento y estudio de las biografías de aquellos personajes que han ocupado un escaño en el Senado de la República a partir de 1964 y hasta nuestros días.

El análisis presentado se realizó a partir de la definición de tres periodos: el primero que llamó pre-democrático y que abarcó el lapso de tiempo más amplio, prácticamente 30 años: entre 1964 y 1994. El segundo periodo denominado de transición democrática que contempló entre los años de 1994 y 2006 y, finalmente, el periodo propiamente democrático de 2006 a 2012. A partir de esta periodicidad es posible observar cómo a partir del año 2006 se presenta una clara tendencia a la baja con relación a los personajes con experiencia previa en la vida pública, una tendencia que puede explicarse a partir de la mayor presencia de partidos de oposición que abrieron las puertas a individuos que no necesariamente mantenían lazos familiares con personajes políticamente influyentes.

Un segundo patrón a destacar tiene que ver con la experiencia política previa de los senadores en el ámbito local y que viene a ilustrar la relevancia política de los gobiernos locales que viene acompañada de una competencia política mayor a raíz de la transición democrática en nuestro país. Un rasgo complementario a los casos de senadores de la República con experiencia política previa en el ámbito local, es el relativo la trayectoria legislativa y que se ilustra a través de quienes, antes de arribar al Senado, ocuparon un escaño en la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión.

Finalmente, otro rasgo tiene es la natural expectativa que, desde la militancia partidaria, se espera respecto al liderazgo político de los senadores al interior de sus respectivos partidos; sin embargo, la experiencia mexicana refleja que, contrario a lo esperable, tal expectativa no ha crecido de manera significativa.

roberto.arias@coljal.edu.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.