• Regístrate
Estás leyendo: Populismo y neofascismo
Comparte esta noticia
Miércoles , 14.11.2018 / 06:21 Hoy

Perspectiva Jurídica

Populismo y neofascismo

Ricardo Cisneros Hernández

Publicidad
Publicidad

El término populismo es difícil de comprender. En Lógica un término equívoco es el que se usa para designar cosas distintas.


Populismo es un término equívoco porque se utiliza para nombrar diferentes movimientos políticos. Para evitar confusiones deberíamos ahondar en su significado.


Etimológicamente significa la doctrina del pueblo o por el pueblo. Pero entre nosotros se usa, preferentemente, como equivalente a demagogia.


Así, calificamos como populistas a quienes en realidad deberíamos llamar demagogos, o sea los líderes que ofrecen más de lo que razonable y lícitamente pueden cumplir.


Pero el populismo real tiene un significado más oscuro y siniestro. Rob Riemen dice:


“El término populista es una forma de negar que el fantasma del fascismo amenaza nuevamente a nuestras sociedades y de negar que las democracias liberales se han convertido en su contrario: democracias privadas de su espíritu democrático”.


“El fascismo es el cultivo político de los peores sentimientos irracionales: el resentimiento, el odio, la xenofobia, el deseo del poder y el miedo. El fascismo se debe al olvido del humanismo, y al triunfo de la avaricia, al interés personal y las ambiciones”.


Un populista es un fascista que utiliza la demagogia para cultivar el resentimiento, el odio, la xenofobia, el deseo del poder y el miedo.


Ahora, es obvio que llamar a Trump populista de derecha, como si fuera sólo un demagogo ofreciendo la nueva grandeza estadounidense, es incorrecto. Propiamente es fascista.


Así lo demuestra su xenofobia y su simpatía por los gobernantes dictatoriales. Y, sobre todo, el delito de lesa humanidad que ha cometido separando a los padres migrantes de sus menores hijos.


Esto es el populismo verdadero; el que deberíamos prevenir evitando las actitudes de odio y resentimiento que lo propician; y uniéndonos a las voces humanistas que lo condenan.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.