• Regístrate
Estás leyendo: Deportaciones y violación a derechos humanos en EU
Comparte esta noticia

Opinión

Deportaciones y violación a derechos humanos en EU

René Sánchez Juárez

Publicidad
Publicidad

Al parecer la política migratoria del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump continuará a pesar de las críticas internacionales por abuso a los derechos humanos en contra de niños y todo aquel que pretenda cruzar de manera ilegal la frontera de su país. 

La semana pasada fuimos testigos de los campos para niños que son capturados junto con sus padres al intentar cruzar la frontera, las imágenes y videos son desgarradores, menores de todas las edades hacinados en jaulas en espera de ser deportados, sin conocimiento sobre su futuro ni sus padres. 

La aplicación de la política de tolerancia cero a los migrantes que son capturados en la frontera sur de los EEUU, son clasificados inmediatamente como criminales, por lo tanto, son enviados a prisión en espera de ser deportados o que analicen sus casos para saber si aplican para solicitar asilo político en el vecino país. Lo que ocurría en administraciones pasadas con Obama o Bush era que las familias eran detenidas y los casos estudiados, por lo que las familias tenían el mismo destino, ser deportadas o aceptadas, pero siempre juntas. 

El presidente Trump, con su peculiar estilo de negociar, utilizó a los niños como moneda de cambio con los demócratas para que aceptaran una política migratoria y la construcción del muro; sin embargo, la crítica de la comunidad internacional, la ONU, los legisladores de su país, el Reino Unido e incluso el Papa hicieron que reculara en el tema y firmara un decreto para que los niños pudieran continuar con sus familias. 

A pesar de esta “victoria” para los defensores de los derechos de los migrantes, Donald Trump ya anunció que buscará que se deporte inmediatamente a todo aquel migrante que cruce la frontera sin derecho a juicio ni jueces de por medio y manifestó: “No podemos permitir que toda esta gente invada nuestro país. Cuando alguien entre, debemos inmediatamente, sin jueces ni casos judiciales, regresarlos por donde vinieron. Nuestro sistema es una burla para las buenas políticas de inmigración y para la ley y el orden. Muchos niños llegan sin sus padres...” 

El presidente tuiteó “Demócratas, arreglen las leyes. No se RESISTAN. Estamos haciendo mucho mejor trabajo que Bush y Obama, ¡pero necesitamos fortaleza y seguridad en la frontera! No podemos aceptar a toda la gente que trata de entrar por la fuerza en nuestro país. ¡Fronteras fuertes, sin crimen!”

Por lo anterior, nuestro trabajo desde México y Puebla como estado donde la migración es un fenómeno, es generar las condiciones de seguridad y de estabilidad económica para que sean menos mexicanos los que intenten cruzar la frontera y busquen en EEUU lo que no encontraron en México, tenemos la obligación con nuestros connacionales de ofrecerles un futuro seguro y estable a ellos y a sus hijos, que no tienen la necesidad de sortear tales riesgos de un río o un desierto, que puede terminar en la cárcel o la muerte. Asimismo tenemos que ser más humanos para el trato con los migrantes de Centroamérica que buscan en México un país sensible y que podrán permanecer hasta poder llegar a su destino.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.