• Regístrate
Estás leyendo: Hoy toca reconocer y gozar
Comparte esta noticia

A balón parado

Hoy toca reconocer y gozar

Rafael Ocampo

Publicidad
Publicidad

Inolvidable. Realmente histórico, el triunfo de la selección mexicana de futbol ayer en Moscú, ante su similar de Alemania debe de festejarse de forma plena. Y cuando solo genere una sonrisa orgullosa su mera evocación, lo que ocurrirá en los días siguientes, habrá que reconocer que esta sorprendente victoria se consiguió por la fe y el compromiso con el que todos los integrantes del equipo nacional le pusieron… Pero también porque los jugadores supieron muy bien qué hacer sobre el terreno de juego.

Se relativiza entonces, pasa a muy segundo plano, toda esta tesis con la que muchísimos, desde el periodismo y desde la grada, enfrentamos el proceso dirigido por Juan Carlos Osorio.

La realidad es que tanta rotación, tantísimos cambios, no afectaron el planteamiento en el partido más importante de todo el proceso: el arranque del Mundial y, además, ante la campeona Alemania.

Ya veremos si esta enorme moral con la que se enfrentará el resto del calendario, ante Corea del Sur y Suecia, es acompañada de la lógica de la repetición de una alineación triunfadora o vienen las adecuaciones “naturales” que le den congruencia al estilo Osorio.

Habrá, pese al indudable éxito, quien sostenga sus críticas y rechazo a Osorio. Y argumentarán entonces que este triunfo se consiguió sólo por la calidad y el esfuerzo de una generación de futbolistas deseosa de trascender en función del enorme talento que han exhibido.

Me parecería una conclusión desmedida y muy injusta, producto más de la visceralidad que de la inteligencia. El sistema de Osorio, la preparación que hizo del juego y de sus jugadores, fue el factor para desquiciar a los futbolistas alemanes, sobre todo en el primer tiempo.

Hoy toca reconocer la capacidad del entrenador de origen colombiano, la de cada uno de los jugadores, la del resto del cuerpo técnico y, por supuesto, la de los directivos que sostuvieron contra viento y marea este proceso.

rafael.ocampo@milenio.com

twitter@rocampo

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.