• Regístrate
Estás leyendo: El culpable no es Caixinha
Comparte esta noticia
Miércoles , 20.06.2018 / 00:43 Hoy

A balón parado

El culpable no es Caixinha

Rafael Ocampo

Publicidad
Publicidad

Entiendo que Pedro Caixinha asuma la responsabilidad del nada esperanzador arranque del Cruz Azul este torneo. Siente que ese es su deber. Y es que este equipo acumula solo 6 de los 18 puntos que se han disputado en la Liga y en la Copa, a falta de un partido de la fase de grupos, está más muerto que vivo.

Pero que el portugués diga que él es el culpable no sirve en absoluto para entender qué es lo que le pasa a su plantel, en franca depresión y caída.

La realidad es que al Cruz Azul le hace falta lo más importante en este deporte: buenos futbolistas. O para no herir tanto la susceptibilidad de nadie: mejores futbolistas que los que tienen los equipos adversarios.

El plantel de La Máquina es francamente mediocre. Sobre todo en lo que tiene que ver con quienes tienen la misión de elaborar el juego ofensivo y, específicamente, el meter los goles que son los únicos que permiten sumar puntos y ganar campeonatos.

El ecuatoriano Ángel Mena lleva al menos ocho meses en pésima forma. Este zurdo solo funcionó el primer campeonato de los tres que lleva en el equipo. Hoy ya ni siquiera es titular. El español Édgar Méndez se dio el lujo de escupir a un rival en el último partido de la campaña pasada y le dieron seis partidos de suspensión. Hasta mediados de esta semana va a reaparecer.

Pero ni el uruguayo Martín Cauteruccio, ni los chilenos Felipe Mora y Martín Rodríguez o el mexicano Carlos Fierro, son nada extraordinario. No desequilibran, no pesan, no meten miedo al rival. No transmiten sensación de peligro.

Dos hombres más, ambos llegados apenas como refuerzos, el argentino Walter Montoya y el mexicano Carlos Gullit Peña, son unos verdaderos fantasmas.

Cruz Azul necesita jugadores de calidad probada y reconocida, no elementos inflados por sus promotores y por medios poco rigurosos que los han ensalzado dándoles un rol de figuras que les queda grandísimo.

rafael.ocampo@milenio.com

twitter@rocampo

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.