• Regístrate
Estás leyendo: Indecencia de aspirantes
Comparte esta noticia

Nada personal

Indecencia de aspirantes

Pablo Ruiz Meza

Publicidad
Publicidad

Todos quieren ser gobernador, si no cuenta con los atributos, es suficiente con buscarse una agrupación “civil” y que hable de lo “destacado” del propuesto a gobernador interino.

De la docena o veintena de nombres anotados en la lista de “interesados” en ocupar el interinato, parece ser más obra de la ocurrencia que de la seriedad que amerita un caso tan delicado como este.

Puebla vive momentos inéditos en la historia reciente de la política, y desafortunadamente la clase política que presume como tal, no está a la altura de las actuales circunstancias, por el contrario, empiezan a dar pena.

Varios de los nombres y apellidos mencionados en los pronunciamientos a modo, por razones de mínima educación y respeto a sí mismos, debieron abstenerse de consentir ser mencionados, o autopromoverse.

No hay nada nuevo ni serio en la larga lista de quienes desean o quieren ocupar el cargo de gobernador interino, se trata de un reciclaje de políticos que no ganan ni una elección en la mesa directiva de su colonia o en un Club Rotario.

El desaseo y manoseo del proceso constitucional para designar un gobernador interino solo ha servido para que los políticos saquen lo peor de su cultura política, que además de bananera, es muy oportunista, muchos cara dura.

Es una pena que políticos con negro pasado se atrevan a levantar la mano para ocupar la titularidad del Ejecutivo Estatal, así de frescos y cínicos, por mucho derecho legítimo que tengan como ciudadanos.

De la pasada elección a gobernador existe un fallo del máximo tribunal electoral del país y hay una coalición ganadora, y sobre esa base deberá designarse a la persona más adecuada, en un acuerdo o negociación con el gobierno federal, porque la cortesía política debe ser de ida y vuelta.

Una decisión negociada en la coalición ganadora y el gobierno federal debe garantizar gobernabilidad, imparcialidad electoral y dar certeza jurídica en la marcha de un gobierno que no puede ni debe desatender a los ciudadanos, empezando por la seguridad pública.

pablo.ruiz@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.