• Regístrate
Estás leyendo: Son autodefensas, y son paramilitares
Comparte esta noticia
Viernes , 25.05.2018 / 23:47 Hoy

Reporte de inteligencia

Son autodefensas, y son paramilitares

Pablo César Carrillo

Publicidad
Publicidad

Aquí, en México, se les llama autodefensas.

En Colombia, son paramilitares.

La definición de autodefensas es un eufemismo de paramilitares, aunque en realidad son lo mismo. Son ciudadanos armados con rifles de alto poder y organizados para cuidar sus pueblos y sus territorios. Son ejércitos de ciudadanos, desorganizados, sin control y sin un mando sólido, que toman el control de regiones y pelean contra los narcotraficantes.

Son paramilitares, sólo que aquí preferimos decirles autodefensas, por precaución o por miedo. Nos cuesta trabajo llamarlos paramilitares. Sentimos que es una definición muy fuerte, pero eso es lo que son, hombres armados con metralletas, de manera semejante a los militares.

La diferencia entre unos y otros es la percepción.

Las autodefensas son entendidas como ciudadanos buenos, cuyo único fin es mantener el orden en sus pueblos. Las autodefensas tienen como motor el defenderse y entonces su fin se vuelve legítimo.

Los paramilitares, en cambio, no se entienden como hombres buenos, sino como ciudadanos que usurpan la función de los militares para tomar el control de los pueblos y no necesariamente con fines benéficos.

Por eso preferimos decirles autodefensas.

Pero la gran duda es: ¿Cómo se define si un ejército de ciudadanos es bueno o malo? ¿Cómo sabemos cuáles grupos armados tienen un origen genuino y cuáles tienen un origen torcido?

Los grupos armados de Michoacán tienen financiamiento y recursos materiales. Los grupos tienen armas de alto poder difíciles de conseguir. ¿Quién les da dinero? ¿Los mismos narcotraficantes? ¿Los empresarios? ¿Los ciudadanos? ¿El Gobierno del Estado? ¿El Gobierno Federal?

No lo sabemos. Pero cualquiera de las anteriores hipótesis podría ser cierta. Como son grupos clandestinos y oscuros, entonces cualquier cosa puede haber detrás. En Colombia los principales grupos de autodefensas o paramilitares se convirtieron en narcotraficantes. Ellos mismos tomaron el control de los pueblos y después cometieron delitos.

Es cuestión de revisar caso por caso.

El tiempo nos dirá cuáles grupos son legítimos y cuáles tienen vínculos con el crimen organizado. Es decir cuáles son autodefensas y cuáles son paramilitares.

http://twitter.com/pccarrillo

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.