• Regístrate
Estás leyendo: 2030
Comparte esta noticia
Miércoles , 17.10.2018 / 12:20 Hoy

Ojalá

2030

Óscar Glenn

Publicidad
Publicidad

Últimamente estamos escuchando con frecuencia, como una virtud de las acciones de gobierno, que están apegadas a las metas de la Agenda 2030 que plantea la ONU, y no es para nada una cuestión cosmética.

El gobierno federal ha cumplido con la firma de esta serie de intenciones y el gobierno del Estado de México, ha expresado su determinación de contribuir al cumplimiento de esos compromisos, lo cual se plasmará en el plan de Desarrollo Estatal para el 2017-2023.

Hablando sobre esto con diversos especialistas en la materia, coinciden que los gobiernos locales en México tienen pocas herramientas y escasas capacidades para cumplir sus metas, por ello el gran incentivo para desarrollar proyectos alineados los 17 objetivos de desarrollo sostenible de la ONU, es que eso permite acceder a recursos federales en cantidades importantes, con asesoría técnica para su desarrollo y que lo mismo pueden enfocarse a materias como servicios públicos, medio ambiente, desarrollo económico local, etc.

Si bien se aprecia que en todo esto la determinación y voluntad política de los que mandan son sumamente importantes para avanzar algo en los municipios, hay tres claves para provechar esta oportunidad y sumarse al esfuerzo que debe cambiar la realidad de la gente menos favorecida en los doce años por venir: capacitación, planeación y evaluación.

La mala noticia puede ser que en el gobierno muchas veces la capacitación de los servidores públicos se haga por cumplir un requisito, que los trabajadores lo vean como un castigo o un espacio para la distracción, pues al no estar bien diseñada o enfocada a fortalecer las capacidades del personal, resulte ociosa.

Lamentable también, que cuando hay capacitación de buen nivel, en la cual se invierte para pagar su valor, y en esa se deben poner atentos los tomadores de decisiones, algunos decidan enviar a sus auxiliares a tomar notas para que después les remitan un resumen de lo expuesto, o que los "jefes" solo vayan para "la foto" y después a otra cosa, según el lugar donde se efectúe.

No se puede seguir por esa ruta, dónde cada año diversos programas de inversión registran subejercicios, porque quienes debieron trabajar para elaborar proyectos que permitieran ejercerlos, simplemente brillaron por su ausencia, porque no pudieron o ni siquiera se enteraron que tenían diversas posibilidades.

En materia de planeación y evaluación, en el gobierno federal y estatal puede decirse que hay avance, aunque todavía con ciertas deficiencias, pero los municipios de México hay mucho rezago en estos temas, pues no saben cómo hacerlo o se auxilian de presuntos especialistas que tampoco satisfacen lo que se requiere, para acabar en más simulaciones, dispendios y autoengaños.

La opción puede ser dar entrada a más ciudadanos y organizaciones auténticamente de la sociedad civil, de lo cual sólo hay algunos ejemplos, por ello insisto en escribir sobre estos temas, porque sólo con ciudadanos que pueden atender y entender estos temas se podrá presionar para que haya mejores resultados.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.