• Regístrate
Estás leyendo: Un mundo raro
Comparte esta noticia
Martes , 23.10.2018 / 07:38 Hoy

Columna de Miriam Hinojosa Dieck

Un mundo raro

Miriam Hinojosa Dieck

Publicidad
Publicidad

En las fotos de bodas realizadas en la época de la Guerra Fría en la Unión Soviética, los vestidos de las novias son particularmente interesantes. Reflejan no el estilo, sino la habilidad de la contrayente: el vestido blanco tenía que conseguirse en el mercado negro.

No había trazas de esa resignación en el largo desfile de ropas nupciales del que algunos medios daban cuenta ayer. Las que los eligieron parecían al tanto de los dictados de la moda y a gusto con su elección. Así el entorno chocaba con lo que se podía apreciar en primer plano. Los altísimos tacones con los que bailaban las contrayentes se deslizaban en un piso irregular y veteado en el que por momentos aparecían manchas que semejaban ser de sangre. Las parejas posan para la foto del recuerdo tras un marco de unicel en el que se lee “Nuestra Boda”, mientras un letrero al fondo reza “Comunitarias 2016”.

La ceremonia, su banquete de recepción y el baile transcurren en pleno penal del Topo Chico, donde hacía apenas 72 horas se había registrado el tercer motín en lo que va del año. Ese recinto que justo un mes antes la presidenta de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, Sofía Velasco, había claramente sugerido al gobernador mejor cerrar, a tal punto que sus condiciones impiden el pleno control de las autoridades sobre lo que allí ocurre.

Vi las fotos con la misma actitud con la que al fondo de las mismas aparecían los demás reclusos en su uniforme naranja: con una mezcla de entusiasmo, sorpresa, incredulidad y, casi, envidia. Hojeé ese álbum virtual y en mi mente no dejaba de escuchar las estrofas de “Un mundo raro” de José Alfredo; porque qué mejor explicación podría dar uno de estos reos cuando al ser excarcelado se le cuestione sobre su pasado: “Les diré que llegué de un mundo raro, que no sé del dolor, que triunfé en el amor y que nunca he llorado”.

Politóloga* miriamhd4@yahoo.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.