• Regístrate
Estás leyendo: Muñeca fea
Comparte esta noticia
Martes , 19.06.2018 / 15:22 Hoy

Columna de Miriam Hinojosa Dieck

Muñeca fea

Miriam Hinojosa Dieck

Publicidad
Publicidad

Me encuentro a un grupo de indignados que me dicen que los medios han hecho escarnio de El Bronco sacando sus declaraciones de contexto. “No se refería a las niñas gordas, sino a las menores embarazadas”. ¡Menudo consuelo!

No es un alivio, mucho menos una excusa, decir que “gorda” remitía a una chica en estado de gravidez. Si su principal argumento es que le gusta decir las cosas como son, pues resulta que la gestación no es equivalente a la obesidad. Que con ello, de acuerdo a lo que ha manifestado en entrevistas posteriores, quisiera poner el acento en la alta posibilidad que tienen las jóvenes al embarazarse de que su pareja no quiera hacerse responsable junto con ellas y las abandone, es altamente probable. Pero esta aseveración, al igual que la anterior, no hace sino empeorar las cosas: nuevamente los reflectores están sobre las acciones que deben de tomar las mujeres para no encontrarse en condiciones de vulnerabilidad, y nada con respecto a lo que tendrían que hacer los varones.

Otro elemento a considerar en la desafortunada declaración tiene que ver con el asunto del afecto. Lo que refleja el decir del gobernador es la concepción de la mujer como ser determinado por el amor. Ya sea que refiera a la obesidad o al embarazo, al final “nadie” en realidad no son todos los que te rodean, sino un hombre. Y por supuesto, desde la óptica de quienes así piensan eso es como el abismo para las mujeres.

Pero lo más grave es que lo que verbalizó el gobernador, lo piensan muchos y muchas. Y en este sentido da lo mismo si hablamos de obesidad, gravidez, inconformidad, educación, arrojo y todas esas condiciones y cualidades que tan reprobables nos vuelven a los ojos de los hombres y de generaciones enteras de mujeres que han creado esta sociedad machista: si no te mantienes bella, esbelta, virgen, sumisa e ignorante, no eres sino una muñeca fea a la que no le queda más que llorar en el fondo de un armario, como a la que cantara Cri Cri.

miriamhd4@yahoo.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.